domingo, 22 de noviembre de 2015

Iniciativa Debate Público





Iniciativa Debate Público


Posted: 21 Nov 2015 10:05 AM PST
  • Entrevista a Zoe Konstantopoulou, expresidenta del Parlamento griego que abandonó Syriza: "Los trabajos del comité que auditó la deuda griega revelaron que los rescates no eran para salvar al pueblo o a la economía griega, sino a los bancos franceses y alemanes".
Oriol Solé Altimira|CatalunyaPlural.cat – El Diario|20/11/2015
Zoé Konstandopulu, expresidenta del Parlament Grec.
Zoe Konstantopoulou, expresidenta del Parlamento griego SANDRA LÁZARO
Zoe Konstantopoulou fue presidenta del Parlamento griego entre febrero y octubre de este año, cargo desde el que impulsó el comité que auditó la deuda pública griega. Los trabajos del comité duraron tres meses y finalizaron en plena negociación de Alexis Tsipras con el Eurogrupo. Su labor no fue suficiente para lograr una acuerdo favorable a las pretensiones iniciales del gobierno heleno, pese al referéndum que dio un rotundo 'no' a las condiciones de los acreedores. Konstantopoulou fue una de las diputadas rebeldes de Syriza que votó en contra del acuerdo con la troika. De hecho, lo calificó de "genocidio social". Tras su marcha de Syriza apoyó a la formación Unidad Popular, que no logró entrar en el Parlamento en las elecciones del pasado mes de septiembre. Konstantopoulou ha visitado Barcelona para participar en las jornadas que quieren tejer un proyecto común para la deuda europea.
Las conferencias de este sábado enfocan hacia una solución europea a la crisis de deuda. ¿La crisis griega ha constatado que un Estado en solitario no puede?
La solución será más justa cuanto más global y más colectiva sea. Hasta ahora, los pueblos y los países han sido victimizados a través de la deuda. La gente está sufriendo para pagar una deuda que no es suya, y si no abordamos el problema a nivel europeo tendremos a más de una generación perdida en Europa y una desigualdad todavía más acusada. El futuro de Europa no puede ser una victoria de los oligarcas y de los bancos sobre la gente corriente. Tenemos que encontrar una solución europea, e incluso que supere las fronteras del continente y que establezca criterios universales.
¿Bajo qué criterios trabajó el comité que auditó la deuda griega?
El comité trabajó bajo los criterios y los principios de Naciones Unidas para la reestructuración de la deuda. La conclusión fue que la deuda griega ha sido insostenible desde 2010 y que los acreedores, es decir, el Fondo Monetario Internacional, la Comisión Europea y el Banco Central Europeo, lo sabían.
¿Qué quiere decir que la deuda es insostenible?
Significa que no puede ser devuelta sin minar los derechos básicos de la población: sanidad, educación, vivienda, etc. Los acreedores, sabiendo de esta situación, sobrecargaron a Grecia con más préstamos, lo que significó más deuda. Esto constituye una prueba de la mala fe de los acreedores y la base para declarar la deuda odiosa y anularla. Es más, gran parte de la deuda ha sido producto de tratos y prácticas corruptas entre anteriores gobiernos griegos y compañías internacionales, también conectadas con otros países.
Zoé Konstandopulu, expresidenta del Parlament Grec.
Zoe Konstantopoulou está en Barcelona para participar en unas jornadas sobre deuda SANDRA LÁZARO
En el conflicto que usted plantea entre deuda y derechos humanos, ¿están perdiendo los derechos humanos?
Cuando el tema de la deuda se convierte en un tema de jerarquía legal internacional no hay argumentos para justificar que se socaven los derechos humanos para priorizar cualquier tipo de pago. Los derechos humanos y los vidas humanas deben priorizarse siempre. El estado tiene la obligación de proteger en primer lugar a su población, garantizar los derechos de su pueblo, antes que las obligaciones cursadas en fraude de ley con los acreedores, como ha sido el caso griego. Además, parte de la deuda griega vinculada a los memorandums es resultado de procedimientos ilegales e inconstitucionales. Otra razón para considerarla ilegal y odiosa.
Usted fue muy dura con el acuerdo suscrito por Tsipras y los acreedores. ¿Por que optó por irse de Syriza?
Por desgracia Tsipras no usó los resultados del comité de la deuda de ninguna manera. Desde el momento en que se le entregaron los resultados, Tsipras sabe que la deuda griega es ilegal y no se debe pagar. Sin embargo, no usó para nada el informe del comité en sus negociaciones con los acreedores, aunque se probó que el informe producía resultados, ya que es el primer documento oficial que revelaba los documentos secretos y confidenciales del FMI que probaban que el Fondo sabía que la deuda griega era insostenible desde 2010 y, que no obstante, formuló más préstamos. Es más, los trabajos del comité revelaron que los rescates no eran para salvar al pueblo o a la economía griega, sino a los bancos franceses y alemanes que poseían millones de euros en bonos griegos.
¿Por qué Tsipras no usó esa información?
Esa es una pregunta que yo no sé contestar y que Tsipras ni su Gobierno tampoco han contestado. Pero hay más preguntas sin respuesta. Tsipras tampoco ha contestado por qué hizo caso omiso al informe del FMI del 26 de junio, el primer documento en el que admite que la deuda griega es insostenible y que no se puede pagar. Pero es que hay otro documento del FMI en esta dirección del 14 de julio. Tsipras no usó esa herramienta para abolir la deuda. No tengo una respuesta sobre por qué hizo esto.
¿El acuerdo firmado fue una capitulación?
Fue una capitulación que todavía nadie ha explicado. No tiene ningún sentido que cuatro días después de la victoria del 'no' en el referéndum Tsipras llevase al Parlamento una ley que daba poderes al Gobierno para negociar un trato casi idéntico a las medidas que se rechazaron en el referéndum. Tsipras argumentó que era para su protección y que era lo más lejos que llegaría. No obstante, la realidad mostró que fue mucho mas lejos, y se firmó un acuerdo neoliberal mucho más antisocial que recrudeció la miseria de la sociedad griega.
Zoé Konstandopulu, expresidenta del Parlament Grec.
Zoe Konstantopoulou en un momento de la entrevista SANDRA LÁZARO
¿Cómo ha digerido la sociedad griega la firma del rescate?
La gente todavía está impactada y confusa por lo que ha pasado. Muchas personas necesitarán todavía más tiempo para comprender lo que pasó. Hay que tener en cuenta que muchas personas que lucharon para dejar atrás los memorandums y restablecer la democracia vieron cómo se firmaba el memorándum y se abandonaba a la democracia. Creo que fue un shock y un trauma para mucha gente. Muestra de ello fue la abstención de casi un 50% en las elecciones del septiembre, que fueron diseñadas rápidamente para quitar fuerzas a los críticos con Tsipras y a los que defendíamos el programa con el que la izquierda había salido elegida.
¿Grecia ha perdido la esperanza?
La esperanza nunca se pierde. Habrá esperanza mientras haya gente, que la hay, y muchos jóvenes determinados para luchar por sus vidas, por sus derechos y su dignidad.
La entrada "Tsipras sabe que la deuda griega es ilegal y no se debe pagar" aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 21 Nov 2015 09:18 AM PST
El autor opina sobre los atentados de París, los fanatismos y la guerra.
MIGUEL ÁNGEL DE LUCAS, periodista|Diagonal|21/11/15
Gárgola en Notre Dame de París. / MOYAN BRENN
Lo diremos rápido y lo diremos claro: colega, esto no es una guerra. Lo diremos como Samuel L. Jackson en Pulp Fiction: "No es el mismo juego, ¿comprendes? No es la misma liga, ni siquiera es el mismo jodido deporte". Imagino que seguimos noqueados, con la cabeza dando vueltas, incapaces de asumir lo inasumible, actualizando cada media hora las noticias en el teléfono móvil para comprobar cómo la sensación de irrealidad aumenta de escala. Se nos ha olvidado –nuestra memoria deja a un lado los recuerdos para hacer el mundo mínimamente vivible– pero hemos visto esto antes. Otras veces. Aquí mismo. Y no: tampoco entonces era nuestra guerra.
Que unos descerebrados se armen hasta los dientes y conviertan una cafetería, una sala de conciertos, un instituto o un parque en una versión posmoderna del Call of Duty, elQuake o cualquier otro videojuego de pegar tiros, empieza a convertirse en una costumbre bastante molesta. Hago un recuento rápido. Igual alguno de estos casos te suena. El 20 de abril de 1999, dos estudiantes de secundaria del Instituto Columbine entraron en la escuela armados con dos escopetas, explosivos caseros y una bomba doméstica. En dos tiroteos de más de veinte minutos mataron a 13 personas e hirieron a más de 24. Después de incendiar la cafetería y refugiarse en la biblioteca, se suicidan con un disparo en la cabeza y otro en la sien. Se escribió mucho sobre la matanza de Columbine, pero con el tiempo se ha convertido en la quinta masacre en los institutos de Estados Unidos.
O sea: ha seguido sucediendo, y cada vez peor. En 20 de julio 2012, en Denver, un estudiante de medicina de 24 años acribilló al público que asistía al estreno de Batman: El caballero oscuro. Resultado: 12 muertos, 59 heridos. Recuerdo que pensé: hay muchas formas idiotas de morir, pero que te mate un gilipollas vestido de malo de una película de superhéroes se lleva el premio. Un año antes, en Noruega, el 22 de julio de 2011, un supremacista blanco llamado Anders Breivik colocó una bomba en el centro de Oslo y abrió fuego contra una convención de las juventudes laboristas en la isla de Utøya. Hubo 77 muertos. ¿Sigo? En ninguno de esos casos nadie declaró la guerra. Pero sé lo que piensas, amigo. Piensas: esto es distinto, ¿no? Es la Yihad. La Guerra Santa. Hay un conflicto político detrás. El Estado Islámico. Isis. Daesh. Al Qaeda. Siria. Lo otro son locos: esto es otra cosa. Y tal vez tengas razón. Pero viendo las imágenes de la carnicería en París no puedo dejar de pensar que tal vez la empanada mental que atrofia a los adolescentes yanquis que entran en clase con una semiautomática no es muy diferente de la materia fecal que ha anegado el cerebro a los yihadistas que desataron el infierno este viernes al grito de Alá es Grande.
No creo que estemos en guerra con el islam, como tampoco creo que tenga sentido estar en guerra contra Marilyn Manson o contra el Joker. Tal vez no tenga nada que ver, pero veo un patrón común. A una gente bastante perdida, bastante confundida, bastante frustrada, una gente que incuba odio hasta que después de unos años por el lado oscuro y de unos cuantos meses de insomnio viven su momento de epifanía, su metamorfosis particular, cuando ven la posibilidad de dar sentido a sus vidas convirtiéndose en ángeles de la muerte, dispuestos a desatar un apocalipsis wagneriano antes de decir adiós para siempre.

Ya hemos visto este infierno

Sé lo que estás pensando. Piensas: puestos a hacer comparaciones, hay otras mejores. Ya hemos visto este infierno en Nueva York y en Londres. Y hay sitios donde cosas como la de estos días en Francia no son la excepción, sino la norma. Ya podemos decir de qué huyen los refugiados sirios: huyen exactamente de esto. En Madrid tuvimos nuestro día del espanto. Estábamos allí ese 11 de marzo. Normalmente en este país nos encanta regodearnos en la derrota, pensar que siempre ganan los malos, mirarnos en el espejo y vernos más feos de lo que somos. Pero aquellos días acertamos. Recuerdo que se dijo: "Todos íbamos en ese tren". Recuerdo que se dijo: "Las bombas de Bagdad estallan en Madrid". Recuerdo que quienes mentían perdieron las elecciones. Y recuerdo que después, en vez de seguir echando odio al odio y gasolina al fuego, acabamos por irnos de una guerra a la que nadie nos había llamado.
Nadie puede pensar que España fuera un país más inseguro después de sacar a las tropas de Iraq. Igual que nadie hoy nadie puede pensar en una sola actuación militar (y la lista es larga: Afganistán, Iraq, Líbano, Libia, Siria…) que haya convertido nuestras ciudades en un lugar más seguro. Así que déjame explicarte por qué esto no es una guerra. No lo es porque en las guerras hay frentes, campos de batalla, ejércitos enfrentados. Normalmente tienen un principio y un final, aunque duren cien años. Los nazis podían ser la personificación del diablo, pero el día que Hitler se voló la tapa de los sesos en su búnker y el Ejército rojo colgó su bandera en la cúpula del Reichstag, toda Europa sintió que la pesadilla había terminado. Osama Bin Laden lleva cuatro años criando malvas en el fondo del mar y a esta pesadilla le quedan bastantes años por delante.
Tenemos un problema muy serio encima, colega. Y sé que es tentador verlo como un conflicto a gran escala que ya lleva unos cuantos siglos. Has leído estos días a Pérez Reverte o leíste hace unos años a Oriana Fallaci. Yo también los he leído. Y de repente ves esto como la historia interminable: El islam contra Occidente. Un choque entre culturas destinadas a enfrentarse. De forma que cuando te das cuenta estás trazando un arco temporal que tiene más de cien años. Y piensas en las cruzadas. En Saladino que sonríe desde su tumba mientras los cruzados se llevan un golpe mortal. Piensas en el inesperado regreso de los hashshashin del Viejo de la Montaña, que cometían sus crímenes puestos hasta arriba de hachís y dieron nombre a la palabra asesinos, e incluso te encaja ahora que los demonios de este viernes en París fueran drogados hasta las cejas. Y piensas: han vuelto. Son ellos o nosotros.
Pero no, colega. Es más complicado. El problema no es el islam. Y te lo dice alguien que siente bastante poca simpatía por dioses y credos. Que siente que matar en nombre de Alá viene a ser tan estúpido como inmolarse en nombre de Darth Vader o de Saurón. Primero, no es el problema porque si consideras que el islam es el enemigo estás declarándote en guerra contra unos, más o menos, calculando a la baja, 1.322 millones de personas. Y segundo por el pequeño detalle de que la enorme mayoría de las víctimas del terrorismo yihadista son, como bien sabes, los propios musulmanes. Así que seamos un poco más realistas y, de paso, un poco más pragmáticos, y sepamos que en esta lucha los hijos de puta de este viernes no representan a quienes dicen representar, que a quienes más daño terminan haciendo es a esos mismos hermanos en cuyo nombre hablan.
Sabemos muy poco de los terroristas que atentaron el viernes en París. Sabemos muy bien qué es lo que odian: los restaurantes, los partidos de fútbol de la selección, los conciertos de música. Todo eso de lo que, precisamente, se sienten excluidos. Hay un volcán de rabia incubándose desde hace años en el corazón de nuestras ciudades. Y de ese monstruo nacieron, en 2011, los disturbios en la periferia de Londres, el saqueo de tiendas y el incendio de edificios. Hace unos años, André Glucksmann escribió un libro titulado Dostoievski en Manhattan donde insistía en que el terrorismo moderno, incluyendo el terrorismo islamista, era nihilista antes que religioso, incluso antes que político. Como Dostoievski acertó a ver en Los demonios, el nihilismo prospera en el subsuelo, en ese lugar apartado de la luz y los demás hombres, ese lugar al margen de los bares, los restaurantes, y las salas de concierto, donde germina el odio y las ideas más dementes brotan con una luz cegadora. Hay algo tentador en ello.
Hay que interrogarse por el momento en que se produce ese descenso al subsuelo, el instante en que alguien decide que lo mejor que puede hacer en su vida es comprarse un billete a Siria y volver con un cinturón de explosivos. Esto es lo curioso, que entre la primera generación de inmigrantes nunca hubo este camino al subsuelo. Surge en otro momento, en la segunda o tercera generación, cuando el nihilista, nacido en Europa pero sin llegar a sentirse europeo, cansado de no saber quién es ni qué hacer con su vida, encuentra a la desesperada una identidad a la que aferrarse, una identidad basada en el fanatismo y en la muerte, en un culto suicida que da sentido a todo.
Si hay alguna batalla que merece la pena librar es ésta: impedir que el monstruo siga engordando. Pero llevar luz al subsuelo exige tiempo. Lleva años. Para esa batallahacen falta más trabajadores sociales que soldados. Más maestros que registros de policía. Alguien dijo alguna vez que la gente de un solo libro es peligrosa. Hacen falta menos bombardeos y más bibliotecas. Hacen falta escuelas, profesores, libros. Hacen falta sociedades abiertas capaces de integrar la diferencia, en las que palabras hermosas como libertad, igualdad, fraternidad sean válidas para todos. Y ésta sí es una guerra larga. La empezaron hace varios siglos, a pocas calles de donde ha ocurrido la masacre, unos tipos llamados Voltaire y Diderot, D'Alembert y Rousseau. Esa guerra se llamaba Ilustración y en primer lugar oponía la fuerza de la razón a la razón de la fuerza. Conviene recordarlo ahora. Porque esa guerra, colega, tampoco termina nunca.
La entrada Lo siento, colega, pero esto no es una guerra aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 21 Nov 2015 08:58 AM PST

VENTA DE VIVIENDAS SOCIALES A FONDOS BUITRE

La venta de pisos del Ivima a Goldman Sachs sigue rodeando al concejal madrileño Pablo Cavero, quien ha comparecido ante una comisión autonómica para explicar su responsabilidad en esa decisión, que ha costado cerca de cien millones a la ciudadanía madrileña.
Pablo Elorduy|Diagonal|20/11/15
Pancarta en una de las viviendas afectadas, / DAVID FERNÁNDEZ
El concejal más rico del PP en el Ayuntamiento de Madrid, Pablo Cavero, ha pasado hoy por su anterior lugar de trabajo, la Comunidad de Madrid, para comparecer en la comisión sobre corrupción abierta en la cámara autonómica. Cavero ha declinado responder a las preguntas del diputado de Podemos Marco Candela sobre la venta por parte del Ivima de 2.935 viviendas públicas a Azora, un fondo de Goldman Sachs.
Junto a Cavero ha estado el máximo responsable de esa operación, Ignacio González, expresidente de la Comunidad de Madrid, que ha negado que se tratase de un caso de corrupción, en respuesta a una pregunta directa del diputado de Podemos, Ramón Espinar. Espinar ha citado el informe de la Cámara de Cuentas autonómica, que da por cierto que aquella venta de viviendas ha supuesto un perjuicio para el Ivima y el erario público.

Leer: La policía solicita que anticorrupción investigue la venta de viviendas a Goldman Sachs

El citado informe de la Cámara de Cuentas de la Comunidad de Madrid estima que la operación supuso un quebranto de 98 millones de euros en el patrimonio público a raíz de la operación de venta. Una pérdida que ni Cavero, a quien Podemos ha pedido que dimita, ni González reconocen. Para Sonia Martínez, presidenta de la Asociación de Afectados por la Venta de Viviendas del IVIMA, la comparecencia ha estado marcada por las mentiras y las evasivas de los excargos de la Comunidad.

Martínez critica que hayan dicho que los jueces han dado la razón al Ivima hasta ahora: "Se basan en una sentencia de un contencioso que no es que dé la razón, si no que no admite a trámite un escrito que no hemos presentado nosotros", dice Martínez, "pero nuestros recursos contencioso-administrativos siguen en curso".
Además, en la vía penal, prosigue la investigación que está llevando a cabo el juzgado de instrucción número 48 de Madrid. En esa querella está imputada Ana Gomendio, exdirectora general del Ivima, acusada de delitos de malversación de caudales y prevaricación.

Leer más: La directora general del Ivima comparece ante los tribunales

A finales de octubre, el Juzgado Número 48 solicitó a la Oficina Nacional de Investigación del Fraude posibles conexiones societarias entre las empresas que participaron en la operación y Bussola 99, la SICAV de Pablo Cavero. El próximo episodio de este caso se producirá el 30 de noviembre, cuando están citadas a declarar tres personas de la consejería y la sociedad de tasación que marcó el precio de la operación.

Sin responsabilidades políticas

Hoy, en el día para establecer responsabilidades políticas, los excargos populares han basado su defensa en un ataque ideológico a una de las integrantes de la cámara de cuentas, Mónica Melle, en la cámara a propuesta del PSOE, a pesar de que el informe ha sido aprobado por unanimidad y que cinco de los siete miembros de la cámara fueron elegidos a propuesta del PP. "Nos indigna que pongan en cuestión el informe de la Cámara de Cuentas, que es el máximo organismo fiscalizador en la Comunidad de Madrid", explica Sonia Martínez a Diagonal.
La sospecha de corrupción apunta directamente a Cavero, que participa en dos SICAV, Adaglia y Bussola, la segunda de la cual está gestionada indirectamente por Goldman Sachs, el mismo banco que resultó agraciado con la venta de 3.000 viviendas a 56.000 euros la unidad, llevada a cabo por el Instituto de la Vivienda de Madrid cuando Cavero era consejero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda.
La entrada Pablo Cavero elude hablar sobre el pelotazo del Ivima en la Comunidad de Madrid aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 21 Nov 2015 05:03 AM PST
Jordi Ribó | Nueva Tribuna | 21/11/2015
La forma de no atraerse a un colectivo que es víctima de una situación no deseada es, o menospreciándolo o acusarlo de algo sobre lo que no tiene responsabilidad. Y es lo que les pasa a un colectivo no cuantificado de trabajadores, pero no menos importante, que es el que se conoce como falsos autónomos, que a partir de ahora señalaremos como laboralidades encubiertas, no sólo por un problema semántico, sino por un problema conceptual.
Cierto, los lenguajes que empleamos no son nada neutros. Los mismos que niegan la centralidad del trabajo en la sociedad, los que miden la rentabilidad de las empresas por lo que cotizan en bolsa y no por lo que producen y cómo lo producen, los mismos que nos llenan las mañanas de pelotazos, corrupciones, motores trucados y desmanes parecidos, esos, nos imponen que llamemos falsos a un sector de trabajadores que, ni desean su condición actual ni aspiran a otra cosa que vivir de su trabajo.
Muchos trabajadores, sobre todo aquellos que no están organizados o que ven a los sindicatos como un ente lejano al que apenas reconocen, han sido víctimas de eso que se llama la descentralización productiva, que no es que sea mala en sí misma o intrínsecamente perversa. Es un fenómeno que si se ejecuta unilateralmente por los empresarios y sin control alguno se deriva en el siguiente dilema para el trabajador:
"Mira, la tarea que vienes realizando ya no se hará en la empresa, por lo que nos vemos obligados a prescindir de tus servicios. Aquí tienes tu carta de despido y la indemnización (20 días), pero podemos llegar a un acuerdo: te haces autónomo, te seguimos dando la faena, te compras la furgoneta y te pagamos a tanto el servicio, y ya está. Pero ojo, tienes que estar disponible para cuando te llamemos (si es que lo llaman, ojo, pero eso no se lo dicen). ¿Qué, firmas?".
Y así proceden muchos de los empresarios de este país. Claro, además con las ventajas que les ha dado la reforma laboral impuesta por el PP y CiU, sin nadie a quien recurrir, el trabajador opta por cambiar totalmente su relación con la empresa, pasando a ser "empresario de sí mismo", pero sin ningún control efectivo de sus condiciones: sigue estando al servicio de una determinada organización del trabajo impuesta, sigue sin controlar efectivamente sus condiciones, es dueño, sí, de una furgonetilla en este caso pero ya está: el patrono se ha salido con la suya, ha expulsado trabajadores de su centralidad, los ha segmentado uno a uno y, bajo una supuesta "igualdad contractual" los somete a las condiciones que él quiera: ni festivos, ni descansos, ni bajas por enfermedad…"si no puedes hacerlo me busco a otro"…y por supuesto, rescisión contractual a la carta, porque estamos hablando de una relación mercantil, no laboral.
Lo más gordo es que no estamos hablando ni de economía sumergida (es otra cosa), ni de no pago de impuestos (fraude fiscal), estamos hablando de fraude laboral, de fraude contractual, de ruptura del vínculo laboral ejecutado muchas veces con las leyes en la mano, pero también en muchas ocasiones obviándola, y siempre fuera de los controles sindicales.
Contra esta lacra se debe luchar, en la empresa y fuera de ella, ojo, la lacra es la laboralidad encubierta, no es el trabajador, que muchas veces se ve obligado a aceptarlo por las circunstancias personales, porque a nadie ilusiona ni nadie desea dar el paso de engrosar las largas listas del paro, a pesar de lo que diga algún eximio dirigente del PP cuando nos habla de que esto del desempleo y las prestaciones es como "una excedencia".
Se necesita más intervención sindical y revertir por tanto la reforma laboral, y además dotar con más medios y recursos a la Inspección de Trabajo, así como sanciones muy elevadas con readmisiones obligatorias para los responsables.
La entrada ¿Falso autónomo? Laboralidad encubierta aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 21 Nov 2015 03:03 AM PST
Cubainformación TV | 21/08/2014
Los reconocimientos a Cuba por parte de UNICEF o la FAO en materia de protección a la infancia o eliminación de la desnutrición no llegan a la opinión pública internacional, permeable, sin embargo, a los disparates vertidos en algunas tertulias televisivas. Eduardo Inda, habitual de varias cadenas de televisión españolas, se atrevía a decir lo siguiente: "Yo conozco Cuba, y en Cuba (las niñas y los niños) están desnutridos, malnutridos". Su explicación "científica": "Los niños en Cuba, en general, son niños muy delgados, a los cuales se les marcan las costillas. ¿Por qué? Porque no se les da de comer".
La entrada Cretino Eduardo Inda desmiente a UNICEF y FAO: asegura que en Cuba infancia está desnutrida aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 20 Nov 2015 11:43 PM PST

Redacción/Rokambol/21.11.15
La solución de Roma contra la pederastia causa revuelo en el sector avícola.
La dispensa papal ha sido bien recibida entre el clero, a pesar de que algunos animales muy atractivos, como las vacas, los caballos y las avestruces, han quedado fuera del permiso eclesiástico especial. "No hemos querido incluir a las grandes bestias por un simple motivo de seguridad, nada más", ha dicho el presidente de la Conferencia Episcopal Española. "He visto párrocos con la cabeza abierta por un picotazo de avestruz demasiado remilgado", añadió el arzobispo.
La medida, sin embargo, ha causado un enorme revuelo, sobre todo en las granjas de avicultura intensiva en las que el stress habitual que sufren las gallinas podría verse ahora aumentado con la visita de los obispos. "No puedo tener a una gallina intentando poner un huevo mientras hay un cura restregándole el pene por la cresta", ha declarado el representante de la Asociación Asturiana de Ponedoras. "Si cojo a un cura mirando a uno de mis patos le pego una hostia que lo vuelvo a ordenar sacerdote pero de verdad", señala otro de los empresarios del sector.
Ante el rechazo de los granjeros a las visitas de los religiosos, el Vaticano se está planteando recomendar a las diferentes congregaciones españolas de monjas que habiliten espacios adecuados para la cría de patos, gallinas, conejos, pollos, faisanes y codornices, además de una sala "vis a vis" donde los clérigos pudieran desfogarse con higiene.
PP y PSOE coinciden en apoyar la iniciativa del Vaticano y piden "un poco de humanidad" a los patos y "menos pudor" a las gallinas.   Más en Rokambol
La entrada El Vaticano autoriza que los sacerdotes puedan abusar de pequeños animales de granja aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 20 Nov 2015 01:27 PM PST
En 1936 las cosas no eran como se nos han vendido en la reescritura de la historia que hicieron los vencedores. En aquel fatídico año, si alguien era respetado y nombrado por la mayoría de la población (porque la mayoría de la población siempre es proletariado aunque hoy no lo sabe una gran parte), ese era sin duda el hijo de una modesta familia de clase obrera: Buenaventura Durruti.
Más allá de lo peculiar del personaje, y a pesar del tiempo transcurrido, en esencia muy poco ha cambiado sobre aquello que tan claro tenía el revolucionario libertario, excepto la conciencia de clase del pueblo del Estado español. Pero solo hay que escuchar lo que Buenaventura decía entonces para entender que, cosméticas cronológicas al margen, en el fondo, la realidad es la misma.
Durruti recibió un impacto de bala el día 19 en Madrid y falleció el 20 de noviembre de 1936 en el Hotel Ritz de la misma ciudad, sede del hospital de sangre de las milicias catalanas. Aún no se sabe quién fue el responsable de aquel asesinato; y es que no solo los sublevados podían querer su muerte. A su entierro acudió la práctica totalidad de la población de Barcelona, y pese a ello parece que nunca sucedió.
Hoy, por el contrario, el 20 de noviembre es recordado por la muerte de dos fascistas: José Antonio Primo de Rivera, el primogénito del dictador Miguel Primo de Rivera, que fue ejecutado por conspiración y rebelión militar contra el Gobierno de la Segunda República al inicio de la Guerra Civil y, especialmente, cómo no, es recordado por la muerte del dictador Francisco Franco otro 20 de noviembre pero de 1975 en el Hospital de La Paz de Madrid, aunque se duda que esa fuera la fecha real de su fallecimiento, y no el día anterior como sugieren diversas fuentes.

El entierro de Durruti

Entrevista a Durruti

La entrada El otro 20N que han borrado de nuestra memoria. Buenaventura Durruti aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 20 Nov 2015 11:04 AM PST

M.T. | El Plural | 20/11/2015
Carlos Alsina sigue sobrado. Después del rapapolvo que le dio a Mariano Rajoy respecto a la nacionalidad que tendrían los catalanes en caso de independencia, hoy ha dejado por los suelos a Alfonso Rojo, director de Periodista Digital, por hacer un discurso islamófobo durante la tertulia que han realizado en su programa de Onda Cero. Rojo estaba exigiendo que se hablara más de que los terroristas profesan el Islam y no se hablase de que ésta era una "religión de paz". Sin embargo, Alsina le ha recordado que quienes luchan contra el Estado Islámico en Siria, Irak y el Kurdistán también son musulmanes, ante lo que Rojo se ha quedado sin palabras. Aunque ya se han encargo en Twitter de llenar el silencio dejado por él.
Alfonso Rojo estaba criticando que "nuestros políticos solo pueden decir que el Islam es una religión de paz" y, tras señalar que Xavier García-Albiol "probablemente merezca nuestra reprobación" ha insistido en que "ahí está el asunto: para todos los que predican que el Islam es una religión de paz, yo pregunto 'qué se dice antes de matar, qué libro lee'".
Para empezar, Rubén Amón ha servido a Rojo un aperitivo de lo que estaba por llegar, cuando le ha recordado que "a los que más matan son musulmanes". Pero no ha sido suficiente y Rojo ha insistido en que "el grito que das [el terrorista] es Alá es grande, el libro que lees es el Corán, te radicalizas en una mezquita y el que te ha llevado por el camino es el imán…".
Después, Rojo ha señalado que "todos los alemanes no eran nazis pero todos los nazis eran alemanes", ante lo que Alsina ha estallado: "¿Cuántos alemanes participaron en los ejércitos que combatieron el nazismo? ¿Cuántos musulmanes participan en los ejércitos que combaten el Estado Islámico?" El argumento ha dejado a Rojo sin palabras, ante lo que Alsina ha seguido: "¿Por qué no me respondes? Ya que no me respondes lo hago yo. Los musulmanes también son los sirios, los irakíes, los kurdos que combaten…".
El aluvión argumental que ha sufrido Alfonso Rojo ha sido recogido con sorna en las redes sociales, donde muchos han reprochado al programa de Alsina que siga llevando a este tertuliano.
Jojo… Las preguntas de @carlos__alsina a Rojo. ¿Cuál es la religión mayoritaria de los que lucha contra ISS en Siria e Irak? KO
— Ana Pastor (@_anapastor_) November 20, 2015
Carlos Alsina 'acorrala' a Alfonso Rojo con cuatro preguntas hasta dejarle sin argumentos https://t.co/XmCULLjo7M vía @ecoteuve
— Rosa Belmonte (@rosabelmonte) November 20, 2015
Lo de @carlos__alsina a Alfonso Rojo ha sido como cuando ves a alguien que le ha pillado la vaquilla… #revolcón
— Héctor Fernández (@Hectorfernandez) November 20, 2015
@_anapastor_ @carlos__alsina Si es que Rojo no se cansa de hacer el ridículo… Le pagan por palabra o por falacia?
— Sergio RodriguezRial (@SergioRial77) November 20, 2015
No comprendo que @carlos__alsina lleve a Alfonso Rojo a su programa. Es bajar el nivel de forma consciente hasta dar vergüenza ajena.
— Antonio Maestre (@AntonioMaestre) November 20, 2015
Carlos Alsina acaba de reventar en directo a Alfonso Rojo. Ha sido espeluznante
— Quique Peinado (@quiquepeinado) November 20, 2015
@quiquepeinado estaba leyendo en tuiter alabanzas a Alsina, pongo onda cero y sale Alfonso Rojo, vuelvo a la ser
— David Mínguez (@MINWiKi) November 20, 2015
La entrada Alsina humilla a Alfonso Rojo en directo, echando por tierra sus argumentos islamófobos aparece primero en Iniciativa Debate.
You are subscribed to email updates from Iniciativa Debate.
To stop receiving these emails, you may unsubscribe now.
Email delivery powered by Google
Google Inc., 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View, CA 94043, United States

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada