jueves, 28 de enero de 2016

Iniciativa Debate Público





Iniciativa Debate Público


Posted: 27 Jan 2016 09:19 AM PST
Redacción | Rokambol | 27/01/16
Estaban una depresión cartilaginosa próxima a uno de sus entremuslos.
Un centenar de agentes de la UCO, Unidad Central Operativa de la Guardia Civil, se desplegaron ayer en una zona poco conocida de la superficie de la exalcaldesa de Valencia, su bajovientre, y encontraron varios miles de bolsos almacenados en uno de los cincuenta pliegues que conforman la ingle derecha de la dirigente popular. "El valle de la muerte", como se conoce a esa zona de Barberá entre los vulcanólogos, ya había sido cartografiado por la Policía científica en 2014, pero ni las fotografías aéreas, ni las sondas, ni las bengalas de magnesio y xenón habían conseguido mostrar evidencia alguna sobre la existencia de todos esos accesorios de Vuitton.
Lo escarpado del terreno, la niebla y la abundancia de animales salvajes ha complicado sobremanera el acceso de los agentes a la zona, aunque se sabe que todos ellos están en perfecto estado y han podido acampar sin problemas en un collado con abundante agua y vegetación.
La opción de incinerar todos los bolsos en el mismo "valle de la muerte", donde han sido hallados, parece ser la alternativa más práctica para la Guardia Civil , pues ni siquiera los camiones oruga podrían acceder allí sin volcar o ser aplastados por el constante choque entre pliegues. El fuego se presenta, entonces, como la solución más eficaz y menos arriesgada. "Se le puede incendiar el coño, pero bueno…", han dicho los bomberos. "Ahora están libres todos los hidroaviones", puntualizaron.   Más en Rokambol
La entrada Hallan 27.000 bolsos Vuitton en un pliegue de Rita Barberá aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 27 Jan 2016 08:22 AM PST
Felipe González levanta el puño en un mitin electoral.
Edurne Bárcenas Diagonal | 26/01/16
"Esto sólo lo puede parar Felipe González", es la frase que reverbera estos días ante un posible pacto entre PSOE y Podemos para formar gobierno. Tras ella, la sombra de la denominada vieja guardia o ese muro contra el que chocaba don Quijote: "Con la vieja guardia hemos topado, Sánchez". ¿O no era así?
Desde el momento de la propuesta de Gobierno de Pablo Iglesias parece que toda la maquinaria histórica del partido socialista ha puesto a funcionar su engranaje para bloquear las decisiones de Pedro Sánchez, que se la juega al todo o nada en la consecución del pacto con Podemos. Hablamos, por supuesto, de Felipe González, de Alfonso Guerra y los "barones" del partido que exigirán ratificar cualquier pacto de izquierdas (o con los que llaman "antisistema") que pretenda la dirección. Ya se lo han recordado Susana Díaz o Fernández Vara: la política de pactos la fija el Comité Federal, y no él.
Felipe González consensuó en 1979 un gran pacto con el partido más vituperado por el establishment franquista: el PCE
Lo realmente curioso es que González, de golpe y porrazo, haya olvidado todas las maniobras políticas que él mismo llevó a cabo en su etapa como dirigente. Habría que recordarle que, tras las elecciones municipales del 79, él mismo consensuó un gran pacto con el partido más vituperado por el establishment franquista: el PCE.
Cuando en plena Guerra Fría el comunismo todavía dominaba medio mundo y era absolutamente denostado y combatido por los países occidentales y el franquismo, Felipe González hizo un pacto con el "diablo". ¿Es que González no se acuerda de esa gran alianza política gracias a la cual se hizo con prácticamente la totalidad de las grandes alcaldías de España, a pesar de ser derrotado por UCD, y que permitió a la izquierda gobernar en Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Zaragoza, Málaga…? ¿Habrían defraudado entonces a los votantes si el PSOE y el PCE no se hubieran entendido?
Al conocer los resultados de las municipales, Santiago Carrillo dijo: "Veréis cómo Guerra llama esta noche". Y Alfonso Guerra llamó. Y la alianza se hizo. La sociedad se sacudió el miedo: el PCE no era el gran monstruo que había alimentado el franquismo. Los alcaldes antes demonizados gobernaron y, sorpresa, el sistema no se cayó, el sol siguió saliendo.
El "gran timonel socialista" también ha olvidado que cuando él se postulaba para ser presidente en 1982, los periodistas le preguntaban por la inestabilidad del país si él ganaba, por la posible fuga de capitales, por el riesgo y zozobra de los mercados, por el paro que se podría producir… ¿Cuánto ha olvidado Felipe González? ¿Ha llegado a olvidar también el pacto preelectoral de Almunia y Paco Frutos (IU) del año 2000, cuando Aznar obtuvo la mayoría absoluta?
¿Ha olvidado González el pacto preelectoral de Almunia y Paco Frutos (IU) del 2000, cuando Aznar obtuvo la mayoría absoluta?
El otro día, Alfonso Guerra dijo que el PSOE tiene una "dificultad insalvable" para pactar con la izquierda. Pero esos acuerdos de los años juveniles de la Transición demuestran que hoy sí es posible hacerlo sin poner el grito en el cielo. Especialmente cuando Podemos ya está dando pasos atrás en algunas líneas rojas que han ido estableciendo tras las elecciones generales del 20D, como la del referéndum catalán, que ahora solo califican como "fuerte convicción". ¿Es Podemos mucho más "antisistema" de lo que era considerado el PCE entonces? El PSOE, si quiere liderar el cambio, debe actuar rápido, porque, de lo contrario, se verán abocados a una nueva cita con las urnas, en la que Podemos podría arrebatarles el liderazgo de la izquierda y acabar como un PASOK español.
Ya es hora, para González y los suyos, de que dejen de admirar su joven retrato y abran paso a los nuevos. No sabemos si el Pablo Iglesias de la calle madrileña de Tetuán, si levantara la cabeza, votaría hoy a su tocayo del partido morado. Pero, sin duda, pediría que volvieran a enterrarla en lo más profundo del parque del Retiro para no tener que ver el espectáculo lamentable que ofrece la vieja guardia, dificultando la "coalición" entre el PSOE y… el PSOE. 
La entrada Felipe González, el Dorian Gray español aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 27 Jan 2016 05:37 AM PST
Así se expresaba en un mitin de 2007 un Mariano Rajoy henchido de emoción cuando se dirigía a su amigo; un amigo que ayer fue detenido en una macrorredada contra la delincuencia organizada del Partido Popular en Valencia: "Y quiero que sepas que tus éxitos los considero mis éxitos. Aparte de los del Partido Popular: los de Mariano Rajoy, que es uno de Pontevedra; también mis éxitos".
Aunque para audiovisuales nada mejor que el 'homenaje' que le dedicó Wyoming a Rus en mayo del año pasado.
La entrada (Hemeroteca) Rajoy a Rus: "Yo te quiero, Alfonso, ¡coño, te quiero, coño!" aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 27 Jan 2016 05:18 AM PST
  • Podemos-En Comú-Compromís-En Marea, "grupo plurinacional" que cuenta con 23 senadores, es el único que no dispone de un espacio para sus representantes en el Senado.
  • "Todos tienen un lugar de trabajo menos nosotros", se lamenta el portavoz del grupo Ramón Espinar, quien explica que hacen reuniones "en los pasillos, la cafetería y la biblioteca".
Los senadores Ramón Espinar y Sara Vilá, firmando el acuerdo Podemos - En Comú para el Senado en el comedorLos senadores Ramón Espinar y Sara Vilá, firmando el acuerdo Podemos – En Comú para el Senado en el comedor
Andrés Gil | El Diario | 27/01/2016
Podemos y las confluencias agrupan 23 senadores en el Senado. Y son el único grupo sin "lugar de trabajo", se lamenta su portavoz, Ramón Espinar.
"Antes de las elecciones, éramos cinco senadores y teníamos despachos. Se acabó el periodo de sesiones y, al retomarlo, nos encontramos con que todos tienen lugar de trabajo menos nosotros", explica el portavoz de Podemos-En Comú-Compromís-En Marea.
Espinar asegura que "los portavoces del resto de los grupos han mantenido sus despachos, pero a mí me lo han quitado, y tenemos que reunirnos en los pasillos, la cafetería y la biblioteca. El PNV tiene; Democracia y Libertad tiene; el PSOE, el PP; a los Ciudadanos les han habilitado un lugar para trabajar… Pero nosotros no".
"Son decisiones políticas y la responsabilidad la tiene la Mesa", señala la senadora de En Marea Vane Angustia (EU): "No nos facilita el trabajo; al contrario. No tenemos despachos ni salas donde trabajar".
"Pedimos salas y, claro, nos las dan, no se pueden negar, pero nos estamos encontrando con muchas dificultades para trabajar, sobre todo desde el 21 de diciembre", relata Espinar: "Tanto hablan de recuperar el espíritu de la Transición, pero ni siquiera respetan la cortesía parlamentaria. Esperamos que se vayan resolviendo problemas en la próxima reunión de la Mesa del Senado y de la Junta de Portavoces, aún no constituida, la próxima semana".
La entrada Podemos y las confluencias, único grupo del Senado "sin lugar de trabajo" tras el 20D aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 27 Jan 2016 05:01 AM PST

TRATADO DE LIBRE COMERCIO ENTRE LA UE Y CANADÁ

Arenas bituminosas en Alberta, Canadá. / AMIGOS DE LA TIERRA
Emma Gascó | Diagonal | 27/01/16
"¿Pero qué leches es el CETA y por qué me debería importar?", se estarán ustedes preguntando. El CETA es casi, casi lo mismo que el TTIP. Si el TTIP es el acuerdo de inversiones y comercio que se está negociando entre la UE y Estados Unidos, el CETA se firmaría entre la UE y Canadá. Ambos acuerdos buscan una armonización a la baja, por ejemplo, en cuanto a estándares laborales o de salud. Y ambos incluyen una simpática cláusula llamada ISDS, un mecanismo de resolución de disputas entre inversores y Estados que permite a los inversores extranjeros demandar a los Gobiernos ante tribunales privados por cualquier política que les afecte negativamente.
"No sirve de nada frenar el TTIP o quitar la cláusula ISDS, si no se tumba también el CETA", dice Maude Barlow
En realidad, la cláusula sólo resulta simpática para las empresas, porque sólo las empresas pueden demandar a los Estados, y no al revés. Y según la ONU, el 60% de las demandas las ganan los inversores. En el mejor de los casos –para los países– los Estados pierden lo que cuesta su defensa. ¿Adivinan cuánto cobra un abogado en un caso de ISDS? Unos mil dólares la hora. Y no es que esté muy repartido: son unos 15 abogados, que suelen trabajar para las grandes corporaciones y que, además, ejercen de jueces. Son entrenadores y árbitros a la vez.
Para calmar las críticas, la UE tiene sobre la mesa una propuesta de reforma del ISDS, que le daría cierta transparencia. Pero para la experta canadiense Maude Bar­low, eso no es suficiente. "Sigues teniendo tribunales especiales para inversores extranjeros, que son permanentes y a los que tus empresas nacionales no pueden acceder, y ni hablar las organizaciones sociales. Yo creo que es posible parar el TTIP, o al menos quitar el ISDS", dice a Diagonal Barlow, experta en agua y acuerdos comerciales y presidenta de la organización Council of Canadians.

La puerta de atrás

Y aquí es donde entra, peligrosamente, este tratado del que casi nadie ha oído hablar.No sirve de nada frenar el TTIP o quitar la cláusula ISDS, si no se tumba también el CETA. "Como en Canadá y EE UU tenemos una economía integrada, todas las grandes empresas petroleras, farmacéuticas o del agronegocio, tipo Montsanto, podrán recurrir al CETA para demandar a los Estados de la UE", explica Barlow. Es como si vienen a robarte a tu casa y sólo proteges una de las dos puertas de la vivienda.
El 75% de las mineras del mundo cotizan en la bolsa de Toronto. El CETA les abriría la puerta de Europa
Y, en cuestión de vivienda, programas sociales y gestión municipal en general, el CETA se mete hasta la cocina porque, según explica Barlow "es el primer tratado que engloba a los gobiernos subnacionales, todos sus gastos y políticas". Es un acuerdo pionero en este nivel: "En Canadá, hemos privatizado la gestión del agua. Si el CETA se firma y los ayuntamientos intentan volver a un sistema público de agua, las empresas pueden exigir una compensación económica". Y a menudo ni siquiera hace falta que lo hagan. Su sola amenaza inhibe cualquier reforma.
Igual ocurriría en España. Da lo mismo lo que quisieran hacer los nuevos ayuntamientos de Cádiz, Barcelona, Madrid o A Coruña. Si se aprueba el CETA y hay intereses de Canadá o EE UU en juego, no podrán volver a hacer público nada, aunque sea legal según la justicia española. Y, si es tan terrible, ¿por qué no nos importa un pepino? "¡Porque Canadá es guay!", Barlow carga la frase de ironía.

¿Canadá es tan guay?

Aparte de Curro y las fuentecitas para aliviar a guiris calcinados, quizás ustedes recuerden algo más de la Expo del 92 celebrada en Sevilla. El pabellón de Canadá arrasó con un cine ¡en 3D! en el que sobrevolabas un tupido bosque canadiense. Entre ese recuerdo y los que nos enseñó Michael Moore en Bowling por Co­lombine, nuestro mapa mental nos dice que, con Canadá, 'todo bien'.
Ése es uno de los principales problemas. "Tanto los europeos como los canadienses ignoran hasta qué punto la 'austeridad' ha invadido ambas regiones. No se trata de quién tiene estándares más altos, sino de que las corporaciones quieren llegar a un acuerdo para bajarlos todos".
Lo de que Canadá es "super verde" es un "viejo mito", nos trata de explicar Barlow: "Tenemos las peores empresas mineras del mundo". El 75% de las mineras del mundo cotizan en la bolsa de Toronto, donde gozan de extraordinarias ventajas. Algunas ya las tenemos en Europa, en Rumanía y en Grecia. ¿Se acuerdan de la mina de Corcoesto en Galicia que fue frenada gracias a la oposición popular? Pues también era canadiense. "Todas están deseando que se apruebe el CETA para defender sus intereses".
Justin Trudeau, nuevo presidente de Canadá, luce músculo para una obra benéfica.

El presidente 'guapo'

En la misma época que surgía el movimiento Occupy en otras partes del planeta, en Canadá se estaban derogando leyes de protección medioambiental. "Lo único que quedó eran las leyes específicas para comunidades indígenas. Así que las llamadas first nations, pueblos originarios, desempeñaron un papel muy importante en la protección del agua y los derechos humanos", cuenta la activista. Era el movimiento Idle No more ("Se acabó la pasividad"), que generó unos lazos sin precedentes entre pueblos indígenas y el resto de movimientos sociales y ha logrado la prohibición del fracking en varias provincias. "Los indígenas sufrieron una represión brutal, la Policía los llevaba al bosque, allí les pegaba palizas. Han sido diez años muy duros, bajo los Gobiernos de Stephen Harper. Con el nuevo Gobierno, los movimientos se están recuperando".
En 2015 los canadienses eligieron presidente a un candidato liberal, joven (del 71), con cierto parecido a Brandon de Sensación de vivir, que fue a la investidura con sus tres hijos. Un presidente que tiene un tatuaje con motivos indígenas en el hombro y que se declara "orgulloso de ser feminista": Justin Trudeau. Un presidente, sin embargo, que no ha expresado oposición alguna al CETA.
"Este Gobierno es infinitamente mejor que el anterior. El problema es que son neoliberales. Por ejemplo, creen que se puede gestionar mejor desde un punto de vista medioambiental la explotación de arenas bituminosas en Alberta. Yo no lo creo. Parece una película post apocalíptica", describe Barlow. La explotación a la que se refiere esta experta en agua está en el podio de los lugares más contaminados del planeta, según Greenpeace. Varias comunidades indígenas rodean este paisaje desolado de petróleo arenoso despa­rramado en un conjunto de lagos artificiales. Para Barlow, que Trudeau haya presentado un Gobierno con diversidad étnica y paridad de género no garantiza nada.
El movimiento 'Idle no more', iniciado por grupos indígenas, llegó a implicar a amplios sectores sociales en Canadá.
"Angela Merkel es una mujer. Tuve un debate con ella hace un par de meses en Alemania, antes de la cumbre del G8. Ella dijo que en el G8 iba a llevar el tema del cambio climático, empoderamiento de las mujeres y los objetivos de de­sarrollo del milenio". ¿Se rió nuestra amiga canadiense ante tal afirmación? "No, no me reí, fui educada. Pero dije que no puedes preocuparte por el medio ambiente, por las mujeres y por la desigualdad, y a la vez estar impulsando todas estas terribles políticas. Y ahí es cuando saltó. Se enfadó conmigo".
Barlow lo cuenta como con pena. "Pensé que dentro de ella hay una persona justa, que si pudiera hablar con ella dos horas sin sus sherpas, sin toda la corte, sin los medios de comunicación ahí plantados… Es que simplemente no lo entiende. Si yo le pudiera explicar lo que hemos vivido en Canadá. Seguimos siendo un país rico, por supuesto, pero ahora nuestra sociedad está estratificada. Nunca ha habido tanta gente en la calle, nunca". Al año, 235.000 canadienses se encuentran sin hogar. Y una de cada cinco familias tiene graves problemas para pagar su vivienda. "¡Pero no era así antes!", dice con angustia Maude Barlow. ¿Qué les pasó?

Los zapatistas lo sabían

Previously… En enero de 1994, México, EE UU y Canadá ponían en marcha el Nafta, el acuerdo de libre comercio de América del Norte, un tratado "que profundizó la brecha entre ricos y pobres dentro de cada uno de nuestros países", describe Barlow. En México, sólo en el sector lácteo se perdió un millón de empleos, el campo se abrió al monocultivo a gran escala, con pesticidas y transgénicos, y quedó destruido. Ya lo imaginaban los zapatistas, que se alzaron justo el día que entraba en vigor el acuerdo. En EE UU se destruyó toda la industria del automóvil de Detroit y su área.
"Con estos acuerdos pierdes tu derecho a usar tus recursos naturales de forma sostenible"
En Canadá se desmontó la agricultura y se crearon compensaciones. "Y perdimos muchos puestos de trabajo en la industria, ahora hemos vuelto a exportar materias primas sin procesar", explica. Y con el Nafta, Canadá también le dijo adiós a su soberanía energética. "Somos un país frío. Nos hemos quedado sin petróleo y gas convencionales y nos hemos metido en las arenas bituminosas. Con estos acuerdos pierdes tu derecho a usar tus recursos naturales de forma sostenible, o tu derecho a no usarlos y hacer una transición hacia las renovables". La energía de Canadá es ahora estadounidense. Y Canadá poco puede decir.
"¿Pero por qué?", se estarán preguntando si han llegado hasta aquí en el artículo. ¿Se acuerdan de esa cláusula tan simpática –para las empresas– llamada ISDS? Pues el Nafta fue el primer tratado entre países 'de­sa­rrollados' que la incluyó. Canadá es hoy el país más demandado en los tribunales bajo este mecanismo. Las empresas estadounidenses le han llevado 35 veces a juicio.

¿Chococrispis con plutonio?

"No importa si se han estado vendiendo cereales para niños con plutonio líquido. Si el Gobierno prohíbe un producto y una empresa de EE UU pierde beneficios, con el Nafta la empresa tiene derecho a reclamar una compensación", dijo en televisión el abogado Barry Appleton, para explicar cómo funciona el ISDS. Appleton trabajaba para una empresa de EE UU que distribuía en Ca­nadá un aditivo para gasolina que Canadá había decidido prohibir por riesgo para la salud. Canadá perdió el litigio. Y a Appleton lo despidieron porque estas cosas, aunque sean verdad, no se dicen en la tele, hombre-por-dios-a-quién-se-le-ocurre.
Canadá tiene pendientes 4.000 millones de euros en demandas. Y ha perdido ya 135 millones. Incluso una empresa canadiense ha utilizado a su filial en EE UU para demandar a su propio Gobierno. "Muchísimos políticos no tienen ni idea de lo que es el ISDS: creen que les das los mismos derechos a las empresas extranjeras que a las empresas nacionales, pero les estás dando más", alerta Barlow. "Por culpa del Nafta, en Canadá hemos aprendido cómo funciona. Y el TTIP y el CETA, que son un dos en uno, beben mucho del Nafta".
Para Barlow, el renovado impulso por generar este tipo de acuerdos se debe en parte a que la lucha contra la Organización Mundial del Comercio tuvo éxito. "Ahora existen 32 acuerdos bilaterales que contienen la cláusula ISDS y es muy difícil pelear contra ellos. Pero se puede frenar el TTIP. Yo verdaderamente lo creo posible. Pero también hay que parar el CETA", resume Barlow.
La entrada Cómo algo llamado CETA puede cambiarte la vida aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 27 Jan 2016 04:42 AM PST
RT | 26 enero 2016
El Parlamento danés ha aprobado este martes una controvertida ley mediante la cual se podrá  confiscar a los refugiados sus objetos de valor con el fin de costear de este modo su mantenimiento, informa AFP. La medida pretende dificultar las condiciones de acogida de los desplazados y disminuir así su llegada.
Los refugiados que entren en el país podrán tener posesiones por un valor máximo de 1.340 euros. Los artículos de valor sentimental, como los anillos de boda, estarán exentos.
Según las autoridades, las reformas pondrán a los inmigrantes al mismo nivel que los daneses desempleados, los cuales deben vender objetos de valor que superen un cierto nivel para solicitar ayudas.
Además, el Parlamento ha respaldado los planes para retrasar los encuentros familiares de los solicitantes de asilo.

Inmediatas críticas internacionales

En Dinamarca, país en el que residen 5,6 millones de personas, se han registrado 21.000 solicitudes de asilo en 2015, por lo que es uno de los destinos principales de la UE per cápita para los refugiados. La polémica decisión ha provocado una fuerte crítica de la comunidad internacional, que alega que la reforma viola los derechos humanos y de los refugiados.
Asimismo, el pasado 15 de enero, cuando la ley aún no se había aprobado, en una carta dirigida a la ministra de Inmigración e Integración, Inger Stojberg, el experto en derechos humanos del Consejo de Europa Nils Muiznieks afirmó que la propuesta de ley tiene "problemas de compatibilidad" con el Convenio Europeo de Derechos Humanos.
Por su parte, el canciller Kristian Jensen defendió la nueva ley la semana pasada en un encuentro ante la ONU para la revisión de la política de derechos de Dinamarca: "El Estado de bienestar danés se basa en el muy simple principio de que el Estado va a proporcionar y pagar por aquellos que no pueden cuidar de sí mismos, no por aquellos que sí pueden hacerlo". Jensen y Stojberg se expresaron en la misma línea el pasado lunes al responder a las preguntas de los parlamentarios europeos en la Comisión de Libertades Civiles.
Leer más
¿Se resquebraja el Acuerdo Schengen? Radiografía de la alarmante situación actual
La entrada Dinamarca aprueba una ley para confiscar los bienes de los refugiados aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 27 Jan 2016 04:13 AM PST
Un par de veces al año acudo al Registro de la Propiedad Intelectual con la esperanza (no sé si fundada) de obtener un certificado que ponga a salvo de plagios y pirateos mis ocurrencias literarias. Antes de alcanzar esa felicidad burocrática, no obstante, hay que pasar por un control policial consistente en:
1. una máquina de rayos X que mira bolsos y macutos;
2. un arco electromagnético para detectar armas.
3. La mirada inquisitiva de dos milicianos privados (eso que en términos corrientes viene a llamarse "guardia de seguridad" o, aún más moliente, "segurata").
En cierta ocasión le pregunté al uniformado si pensaban en serio que alguien intentaría introducir un arma o realizar un ataque en un lugar con tan pocas implicaciones como un registro de la propiedad intelectual. El individuo me dedicó una sonrisa (nunca supe si había entendido demasiado bien el sentido de mi pregunta o no lo había captado en absoluto) y me dijo: «Órdenes de arriba».
Puesto que el tal registro sólo tenía una planta, no pude por menos que deducir que con «arriba» hacía referencia a alguna suerte de alto mando. El cual había decidido establecer una normativa que asegurara, dentro de lo que cabe, la inviolabilidad del recinto. Que el Registro no haya recibido jamás un ataque, antes o después de las medidas de seguridad, no tiene la menor importancia, pues se trata de una medida burocrática.
El avisado lector tal vez se haya dado cuenta de que de un tiempo a esta parte proliferan ambas cosas por doquier. Es decir, las normativas y los tipos uniformados con armas. Hay guardias hasta en el supermercado del barrio o en los colegios de primaria; y te piden rellenar formularios para participar en una rifa, donar dinero a una organización caritativa o solicitar la tarjeta de descuento del bar de la esquina.
No es una casualidad, porque la burocracia y la violencia van siempre juntas. Deben ir juntas porque en realidad son la misma cosa:
1. la normativa impone comportamientos a la sociedad (como pagar impuestos, ir a la guerra o ponerse un casco al montar una moto);
2. la fuerza armada asegura que las reglas se cumplen a rajatabla.
Es un matrimonio de ida y vuelta, por cierto: la normativa se cumple por medio de amenazas, pero la fuerza armada tiene su principal respaldo no en las pistolas y las porras, sino en el reglamento que le permite actuar con impunidad y a discreción. De hecho, lo que realmente define la capacidad de un violento público (policía, militar o asimilados) no es el armamento ni el uniforme (estrambótico, amenazador o ambas cosas), sino la legitimación para utilizar la violencia a gusto. A fin de cuentas, cualquiera puede dar o recibir un porrazo, pero hacerlo con todas las de la ley, sólo el burócrata de acción puede permitírselo.
En la sociedad contemporánea la imposición creciente de papeleos y exigencias burocráticas corre pareja a la militarización de la economía y la expansión del número y capacidades de los agentes de policía. El objetivo no es otro que el mismo de siempre: mantener en pie un sistema de propiedad basado en la obtención de más y más beneficios que, extraídos del común, repercuten sólo en un determinado grupo social. El que tiene el poder, por supuesto, que es el mismo que establece las normas y regulaciones que determinan la cuantía de esos beneficios y cuenta con el apoyo de la violencia legitimada.
Para mantener este sistema artificial es necesario un control estricto. No se trague las patrañas de la ultraderecha neoliberal que dice abogar por un descenso de las regulaciones. No sólo miente, es que es imposible: el sistema capitalista precisa un control maniático de los recursos, la producción, el trabajo, el consumo, las costumbres y el flujo de dinero. Y ello sólo puede lograrse a través de un cuerpo obsesivo y creciente de reglas acompañado de una fuerza represora cada vez más brutal y mejor dotada para hacer daño (incluso si no es necesario, que a veces hay que dar ejemplo). La siempre infundada esperanza (por ejemplo en que las reglas nos solucionen problemas), acompañada por su inseparable amigo el miedo (a las multas, los embargos, la cárcel, el mal tiempo, los michelines o una paliza en la sentina de una comisaría).
Si usted pensaba que la burocracia sirve para repartir servicios y que la fuerza armada está para defender sus derechos ciudadanos, por supuesto se equivoca. No están para eso. Están para sacarle el dinero (o lo que es lo mismo, aprovecharse de sus capacidades y su tiempo derrochados bajo la forma de esa inmundicia llamada «trabajo») y para meterle miedo. Piénselo cada vez que entre en un gran centro comercial y se sienta como un ladrón sin serlo, observado por una multitud de individuos uniformados y cámaras de vigilancia por doquier.
El burócrata, sea administrativo, sanitario, policía o lo que acontezca, tal vez no le desee a usted ningún mal, pero será implacable en su trabajo porque así lo dicta la norma. Le matará, le torturará o le dejará en la miseria si es necesario, y después rellenará el legajo correspondiente y se lo hará firmar.
No hace demasiado tiempo, cuando mi padre enfermó y se hizo imprescindible contar con algún tipo de ayuda externa, solicité a los Servicios Sociales esta asistencia. Hube de rellenar innumerables formularios que recibieron una amable respuesta positiva cuando mi padre llevaba ya medio año muerto. Informado el burócrata de esta contingencia, el ser humano me expresó sus condolencias, pero el chupatintas se vio obligado a recordarme la necesidad de personarme en sus oficinas para anular la gestión, so pena de consecuencias no expresadas con claridad y por ello mucho más temibles.
Dadas las circunstancias, le mandé a la mierda y colgué el teléfono. No se puede vivir con miedo siempre (estoy a la espera de la denuncia por desacato o, quién sabe, tal vez atentado a la autoridad).
La entrada Papeleos y porrazos aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 26 Jan 2016 02:49 PM PST
Pedro Luis Angosto | nuevatribuna.es | 26/01/2016
Aquí hay unos clarísimos responsables de la crisis estafa que nos está empobreciendo de modo brutal con la ayuda de las políticas antipersona del Partido Popular. Los responsables son quienes modificaron la ley del suelo en 1997 declarando edificable hasta el último metro de tierra del país, quienes modificaron las leyes financieras para permitir a los bancos que diesen créditos sin garantías y las propias entidades bancarias que en un acto de locura generalizada concedieron esos préstamos inflando la valoración de suelo e inmuebles. Pues bien con el triunfo del anarquismo de derechas patrocinado por el actual partido que gobierna España en funciones, no son esas personas, instituciones y entidades quienes están pagando la crisis que ya amenaza con otra todavía mucho mayor, sino los trabajadores y los parados. Ningún ministro de los que diseñaron esa aberrante política destructiva está en la cárcel por su acción, ni siquiera procesado o imputado, gozan de la más absoluta libertad y siguen acreciendo sus cuentas corrientes con diversos chanchullos derivados de su paso por el poder; ningún banquero de los que incitaron con sus promociones demenciales a hipotecarse prometiendo la revaloración perpetua y creciente de los inmuebles ha pisado la cárcel ni se le espera en tribunal alguno; ningún constructor de los que vendían sobre plano goza de una merecido descanso a la sombra, y ninguno de todos ellos ha devuelto siquiera mínimamente una parte del dinero que nos han costados sus vilezas y latrocinios.
Todo lo contrario, el triunfo del anarquismo de derechas defendido y auspiciado por el Partido Popular y Convergencia Democrática de Catalunya principalmente, ha permitido que la banca se haya constituido en un poder por encima de todos los poderes, apalancando el crédito, dejando de remunerar depósitos que servían para complementar las pensiones de muchas personas con bajos ingresos, cobrando comisiones por cualquier cosa, incluso por ingresar dinero en la cuenta propia, expulsando de sus casas a quienes dejaron de pagar cuotas por quedarse sin trabajo, cobrando intereses de mora propios de los usureros de la Edad Media y manteniendo un parque de viviendas vacías infinito que es como un sarcoma que impide e impedirá, si no se les obliga a ponerlas en venta al precio de hoy, el normal desarrollo del país, porque son más de tres millones de casas, es decir más de cuatrocientos mil millones de euros inmovilizados entre viviendas, solares y promociones a medido hacer, un dispendio, un disparate de tal calibre que ningún país del mundo puede permitirse. ¿Y ante esa barbaridad, qué hace el Gobierno? Pues el Gobierno no hace absolutamente nada, el Gobierno está en las cosas del fútbol, condecorando a las vírgenes, multando a quienes protestan u opinan sobre la monarquía, fomentando el odio entre territorios que antaño se respetaban y querían, dejándoles barra libre para hacer y deshacer a los desalmados aunque el país termine reventando en mil pedazos y sus ciudadanos se conviertan en polvo de estrellas.
El anarquismo de derechas, teoría política que impera hoy en el mundo mundial, defiende la disminución del Estado hasta dejarlo reducido a una gran comisaría de policía encargada únicamente de defender y ampliar los derechos, cuentas y propiedades de los que más tienen, más roban y más abusan. Ese Estado se materializa en gobiernos cerriles y malvados que consideran que es muy positivo que cincuenta familias tengan tanto dinero como los catorce millones de personas excluidas o en riesgo de exclusión que hay en España; que estiman que la protesta es un signo de debilidad y de falta de adaptación al medio que sólo debe ser tratado con multas, cárceles, porras y pelotas de goma; que consideran que la ley natural, junto con la cuna, es la encargada de situar a cada uno en el sitio que merece, manteniendo inexorablemente que la opinión y la acción del de arriba siempre es acertada, que el peso de la ley sólo debe recaer sobre quienes tienen la obligación de cumplirla que son aquellos de extraña cuna y caudales menguados.
Pues bien, este gobierno, adelantado aprendiz de las normas de la casa de la miseria y la explotación a todos los niveles, consiente y auspicia que los bancos estén triturando a quienes depositan sus pequeños ahorros en ellos, que abusen de quienes se ven obligados a ponerse en sus manos, que parasiten de la economía productiva que ayudaron a destruir con los créditos a la burbuja inmobiliaria y que sean juez y parte a la hora de meter mano en los caudales de los particulares o de enviarlos a una lista de morosos sin que medie sentencia judicial alguna. Este gobierno ha permitido que las eléctricas, telefónicas, petrolíferas y gasolineras hayan prescindido de las oficinas y el personal necesario para atender directamente a sus clientes, cara a cara, obligándonos a todos a hablar con robot telefónicos que te amenazan con grabar tu conversación para llevarte al juzgado si osas cagarte en la madre que los parió, creando al consumidor obligado una situación de indefensión tan insoportable como tragarse medio kilo de clavos en cada comida, tan provocadora e incendiaria como si fuese la misma policía encargada de tu seguridad constitucional la que entrase en tu casa para violarte y pisotearte. Gracias al anarquismo de derechas triunfante por estos pagos, las grandes compañías no tienen cara, no tienen ojos, no tienen piernas, ni estómago, ni órganos genitales donde darles una patada con toda la mala hostia del mundo, son virtuales, ectoplásmicas, vaporosas, evanescentes, fugitivas, inaprensibles, ajenas a cualquier ley que no sea la del propio beneficio cimentado sobre el monopolio, el privilegio y la protección gubernamental. Sin embargo, sabemos cómo se llaman quienes mandan y dirigen el BBVA, el Santander, la Caixa, Iberdrola, Endesa, Gas Natural, Telefónica, Repsol, Cepsa, Aguas de Barcelona, Suez, Aqualia, Bankia, sabemos los nombres y los rostros de quienes les han permitido irse de rositas y continuar forrándose a costa de la miseria de millones y millones de personas, y también sabemos que esto no puede seguir así, que no es posible que se den instrucciones a Hacienda para que persiga a los jubilados que cobran mil euros anuales de derechos de autor, que se obligue al creador a dejar de crear mientras cada año salen del país miles de millones de euros a Andorra, Suiza, Luxemburgo y ese montón de odiosas islas paradisiacas controladas desde la City londinense, que es donde está la verdadera patria de las personas más criminales que existen en este país y en todos los países del mundo. Y yo, como simple ciudadano, exijo mi derecho a decidir, no sobre dónde están ni cómo han de ser las fronteras ni las banderas, que me importa un pito, sino sobre dónde está la Dignidad, dónde está el Derecho, dónde la Justicia, dónde la Fraternidad y dónde el presidio para quienes desde los cuatro puntos cardinales de España están sacrificando la existencia y la felicidad de todo un pueblo. No se puede aguantar más.
La entrada El anarquismo de derechas: pisoteados y violados aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 26 Jan 2016 01:13 PM PST
Dicen que el refranero y las expresiones populares son un tesoro de incalculable valor, aunque personalmente no creo que sea para tanto. Lo que sí es verdad es que en este caso hay una que se adapta como un guante a la situación: "Lavar la cabeza al burro es perder el tiempo y el jabón". De todas formas, algo tendrá esa riqueza castiza para que también hubiera sido aplicable, si es que Pablo hubiera eludido la posibilidad de manifestarse, aquello otro de: "El que calla otorga". No siendo así, definitivamente se ha saldado con un: "Quien dice lo que no debe, oye lo que no quiere".
A la gente se le ponen los pelos como escarpias @Rafa_Hernando al ver que más que un partido parecéis una asociación para delinquir
— Pablo Iglesias (@Pablo_Iglesias_) January 26, 2016
Aunque insisto, no creo que ni un revolcón de esta magnitud sea de gran utilidad, porque cuando un tonto coge una linde, la linde se acaba y el tonto sigue.
La entrada Tremendo 'zasca' de Pablo Iglesias a Rafael Hernando aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 26 Jan 2016 12:30 PM PST
J. L. Obrador | 20minutos | 26/01/2016
"Dejen lo que estén haciendo en este momento. Levanten las manos de los teclados y háganse a un lado en la pared". Agentes de la Guardia Civil han irrumpido en la mañana de este martes,uniformados y cargados con maletines y cajas, en las dependencias del grupo municipal del PP del Ayuntamiento de Valencia en el marco de la operación Taula, relacionada con el presunto amaño de contratos en administraciones públicas.
Los agentes iban acompañados por un fiscal anticorrupción. En un primer momento, según fuentes próximas al caso, a los concejales, asesores y funcionarios que trabajan en ese despacho no se les ha permitido mantener comunicación con el exterior, aunque posteriormente sí se les ha permitido entrar y salir del despacho y usar sus teléfonos móviles, pero con la orden de estar localizables y dejar la clave de los ordenadores para que los agentes pudieran acceder a ellos.
La presencia de los medios de comunicación en los registros ha producido alguna fricción, ya que la Guardia Civil pretendía impedir la presencia de los informadores. Personal del Consistorio ha rechazado la petición de los agentes de retirar a los periodistas del lugar donde se estaban produciendo los hechos aludiendo al derecho a la información de los ciudadanos.
Los registros seguían a primera hora de la tarde en estas dependencias, según ha podido confirmar 20minutos.
La entrada La Guardia Civil entra en el grupo municipal del PP de Valencia: "Dejen lo que estén haciendo" aparece primero en Iniciativa Debate.
You are subscribed to email updates from Iniciativa Debate.
To stop receiving these emails, you may unsubscribe now.
Email delivery powered by Google
Google Inc., 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View, CA 94043, United States

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada