lunes, 4 de abril de 2016

Iniciativa Debate Público





Iniciativa Debate Público


Posted: 03 Apr 2016 08:21 AM PDT
Por Jose Antequera | Revista Gurb
jesus-cintora-a-pie-de-calle-1
En marzo de 2015, el periodista Jesús Cintora (Ágreda, Soria, 1977) era despedido del programa Las mañana de Cuatro. Mediaset justificó la medida alegando que la cadena tiene el claro objetivo de informar a los espectadores, "que no de formar, a través de un pluralismo con el que dar voz a absolutamente todas las opiniones políticas". Sin embargo, detrás del despido de Cintora hubo mucho más que una simple decisión interna de la cadena y más pronto que tarde salieron a la luz las supuestas presiones que diversos políticos del PP ejercieron sobre la dirección de la empresa para exigir la cabeza del popular presentador. La beligerancia y actitud crítica contra el Gobierno mostrada por el periodista incomodaba a algunos. La gota que colmó el vaso se produjo cuando Las mañanas de Cuatro informó de que el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, decidió pasar una tarde de toros mientras se producía el terrible atentado con víctimas españolas en Túnez. "No sé si eso fue la gota que colmó el vaso. Lo que sí sé es que el ministro tomó esa decisión mientras buscaban a los españoles desaparecidos en los atentados y nosotros lo contamos", asegura Cintora. Hoy, superado uno de los momentos más difíciles de su carrera profesional, el presentador emprende una nueva etapa periodística con su recién estrenado A pie de calle, un programa que pretende dar la voz a la gente que está sufriendo los efectos devastadores de la crisis. "El periodismo de calle es tan viejo como el periodismo. Cuanto más tengamos, mejor", afirma.
Más de 15.000 periodistas despedidos en España desde el año 2008 son demasiados. ¿Ha sido la crisis una excusa para hacer limpieza en los medios de comunicación?
Ha sido a veces una excusa para despedir y abaratar costes en el periodismo y en otros trabajos, pero sí, sectores como la prensa o la construcción están afectados especialmente.
Su destitución de Las mañanas de Cuatro debió ser un palo muy fuerte. Parece que las presiones políticas sobre los periodistas independientes siguen surtiendo efecto…
Hay presiones, sí. La libertad de prensa en España, si existe, es una libertad condicionada.
¿Se sintió suficientemente respaldado por Mediaset?
Fue la empresa la que me quitó del programa.
O sea que los tiempos en que los políticos piden cabezas de periodistas no han pasado…
Eso existe hace tiempo. Unas veces se cumple y otras no.
La gota que colmó el vaso fue cuando su programa informó de que el ministro Margallo se había ido a los toros mientras se producía el terrible atentado con víctimas españolas en Túnez. Pero supongo que ya llovía sobre mojado. ¿Os habían dado el toque antes?
No sé si eso fue la gota que colmó el vaso. Lo que sí sé es que el ministro de Exteriores se había ido a los toros mientras buscaban a los españoles desaparecidos en los atentados de Túnez y nosotros lo contamos.
Es cuando Rafael Hernando le increpa durante un programa en directo y le dice eso de que "hay gente que está hasta el gorro porque usted se encarga de que estén hasta el gorro". Suena a amenaza pura y dura…
Creo que le define.
¿Entonces qué pretenden, silenciar a los periodistas que no son de su cuerda?
Hay quien quisiera elegir a los periodistas y a veces incluso lo hacen.
jesus-cintora-a-pie-de-calle
"He visto periodistas venderse por dinero", asegura Cintora.
El comunicado de Mediaset que anunciaba su cese decía que la cadena "tiene el claro objetivo de informar, que no formar, a los espectadores a través de un pluralismo con el que dar voz a absolutamente todas las opiniones políticas y con unos presentadores que traten la información de manera objetiva". ¿Le dolió que dijeran que su programa no era plural, que usted no era imparcial?
Jajaja. ¿Cree que en esa respuesta cabe la posibilidad de un no?
Sin embargo, ocho meses después de su cese, Las mañanas de Cuatro recibe el Premio Ondas. ¿Fue una victoria moral?
En absoluto. Sí es verdad que ese programa lo dejé con muy buena salud, muy consolidado y con una subida de audiencia y popularidad espectacular. Costó muchísimo trabajo.
En la primera edición del programa, allá por 2013, sentó a la mesa de tertulianos a Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, Albert Rivera, Alberto Garzón y Pablo Casado Blanco. Hoy todos son historia de España…
Bueno, todos… historia igual es mucho decir. Eso nunca se sabe. Sí es posible que fuera importante que se apostara por ellos, en una clara intención que tuve por poner caras nuevas en ese programa y que no aparecieran los contertulios de siempre. No solo políticos, pero sí es verdad que en la primera edición de Las Mañanas de Cuatro, en 2013, invité a unos tales Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, Alberto Garzón, Albert Rivera y Pablo Casado. Allí estuvieron. Hubo olfato y suerte.
Volvamos a las presiones del Gobierno sobre los medios. ¿Son malos tiempos para la prensa libre e independiente?
Sí. Te lo dicen hasta unos cuantos periodistas y directores y editores de medios de derechas.
A su juicio, ¿cuáles son los males del periodismo español actual? ¿Qué está fallando?
Precariedad laboral, intervencionismo político, servilismo, enchufismo…
¿Ha visto periodistas plegarse al poder por miedo?
Por supuesto.
¿Y hay periodistas vendidos por dinero?
También.
¿Hay corrupción en la televisión?
Y en la política, y en el deporte, y en las finanzas…
Asegura que con su libro La hora de la verdad ha pretendido contar "lo que está pasando". ¿Y qué está pasando?
Muchas cosas, pero cuento una parte muy importante de paro, corrupción, desigualdad…
En el libro explica también que fue uno de los primeros a quienes Pablo Iglesias confesó que quería poner en marcha Podemos. ¿Cómo es su relación con él?
Tengo relación con muchos políticos, periodistas, economistas… no íntima.
Y en otra página asegura que Albert Rivera le adelantó tras una tertulia en la tele que quería dar el salto a la política. ¿Qué opina de su pacto con Sánchez?
Vamos a ver en qué queda y si hay Gobierno o no.
¿Cree que Pedro Sánchez será presidente o iremos a nuevas elecciones?
Eso tienen que decidirlo entre los políticos. Ahora mismo, si le dijera que lo sé, le mentiría.
¿Qué opinión le merecen estos nombres? Francisco Marhuenda, Antonio Ferreras, Iñaki Gabilondo, Eduardo Inda, Federico Jiménez Losantos…
Son periodistas todos. Es complicado ahora ponerse a valorarlos. Con algunos, como con Antonio e Iñaki, he trabajado y aprendido durante bastantes años en la SER.
¿Ha perdido la imparcialidad el periodista?
Hay de todo. Como en botica.
¿Y qué me dices de esa moda que se ha impuesto en la televisión de que sean los periodistas quienes hacen publicidad de las marcas?
Eso es muy viejo. La publicidad a menudo va ligada a la necesidad que tienen los medios de financiarse.
jesus-cintora-4
Un momento del programa A pie de calle.
Trabajó en la Cadena Ser, donde vivió la ola de despidos. El País ha moderado su línea editorial, se ha hecho más conservador. Algo grave está pasando en el Grupo Prisa
Cualquier despido siempre es grave.
Ahora colabora con eldiario.es. ¿Es el periodismo digital la salida, la única esperanza que nos queda para saber la verdad?
No. Hay gran variedad de formatos. La prensa digital sí es una vía estupenda.
Empieza una nueva etapa con A pie de calle. ¿Cómo nació la idea?
Me pidieron idear un formato sin plató y fui haciendo propuestas y la cadena las suyas. Al final quedó un programa que lleva un gran trabajo, es abierto a la gente y recomiendo verlo porque cuenta cosas muy interesantes.
¿Hace falta más periodismo a pie de calle?
El periodismo de calle es tan viejo como el periodismo. Cuanto más tengamos, mejor.
Sin embargo parece que los periodistas cada vez salen menos al exterior y triunfan las noticias salidas de Twitter y de los programas de tertulias, hay como un periodismo de salón…
Hay de todo. Las nuevas tecnologías también son muy positivas y permiten saber muchas cosas.
El economista Daniel Lacalle se ha quejado de que le habéis manipulado una intervención durante el programa dedicado a la economía sumergida. ¿Qué tiene  que decirle?
Lacalle y Losada hicieron una gran intervención en ese programa. Se edita a todos, porque no cabe todo lo que se graba. Ojalá.
¿Qué nos vamos a encontrar en los nuevos capítulos? ¿Qué temas piensan abordar?
Temas relacionados con asuntos que a la gente le van a interesar y que nos afectan mucho, aunque a veces parece que hay miedo a tratarlos.
Cuando le despidieron de Cuatro hubo una auténtica protesta popular, incluso llegaron a formarse grupos de Facebook con miles de fans para apoyarle y exigir su readmisión…
Hay gente que me apoya y da cariño en la calle, en las redes sociales… A  fin de cuentas nos debemos al público y estoy muy agradecido.
La entrada Jesús Cintora: "He visto periodistas plegarse por miedo al poder y venderse por dinero" aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 03 Apr 2016 04:57 AM PDT
Carta abierta a la presidenta de Madrid: "No es sólo el caso de mi abuela. Son muchas abuelas, abuelos, niños con discapacidad a quienes la sanidad pública no puede atender".

Silvia Melero | eldiario.es | 29/03/2016
Quizá a Cristina Cifuentes no le interese lo que sucede en los hospitales públicos de la región que ella gobierna, pero se lo voy a contar. Mi abuela acaba de cumplir 96 años, vive en Madrid pero nació en un pueblo de Segovia. Es de esas mujeres campesinas que se rompieron el lomo labrando la tierra, segando, recolectando. Pertenece a ese ejército de mujeres que alimentaron al mundo y que hoy lo siguen haciendo. Atesora, además, el conocimiento y el saber que solo puede tener quien casi ha vivido un siglo. ¿No le parece rentable, Cristina Cifuentes?
Mi abuela siempre ha estado muy bien de salud. La verdad es que no ha hecho mucho gasto sanitario, eso le gustará a la presidenta de la Comunidad de Madrid. Pero, mira por dónde, ahora sí hace gasto. ¿Por gusto? No, porque lo necesita. A mi abuela le dio un ictus cerebral hace un mes. Le cuento, Cifuentes, algunas pinceladas.
"Estamos cual piojos en costura". Así describía mi abuela cómo se sintió en las urgencias del Hospital Gregorio Marañón. Camas acumuladas, apenas espacio para los acompañantes, sensación de hacinamiento. Estrés para los pacientes, estrés para los profesionales que tienen que mover camas y hacer hueco para poder pasar la maquinaria y los aparatos que necesitan. Una de las enfermeras nos contó una mañana que la gente piensa que están muy bien remuneradas pero no es así, y no se valora su trabajo. "No podemos pagarlo con los pacientes, los que nos preocupamos de los enfermos en el día a día somos el personal sanitario, si por los de arriba fuera solo serían números". Ella ha participado en todas las manifestaciones de la Marea Blanca en defensa de la sanidad pública. "Pero así estamos, cada vez peor. Imagínate con los mayores, que no son rentables".
Con el ictus a mi abuela se le ha quedado paralizado el lado izquierdo del cuerpo. El lado derecho sigue con la energía vital de siempre. Puede hablar, pero son frases cortas, concretas. Sigue teniendo la cabeza despierta. Según uno de los primeros doctores, no valía la pena intentar rehabilitación porque es muy mayor. Es decir, no vale la pena intentar que el tiempo que siga aquí tenga una vida un poco más digna.

No da el perfil

Nos llegaron a decir que no daba el perfil, que quizá mejor irse a un centro privado. ¿Mi abuela con un ictus cerebral, 96 años y una pensión de 600 euros no da el perfil? ¿Y entonces? ¿Quién lo da? Pero resulta que también había una doctora que ha creído en mi abuela, en su fuerza de voluntad. Qué importante que crean en ti, porque esa mirada externa puede dar fuerza o puede hundir. Así que le asignaron plaza en el hospital público de rehabilitación de Cercedilla. Mientras llegaba el traslado, mi abuela, valiéndose del lado bueno, ha hecho su gimnasia cada día. "Esto va muy despacio. Hay mucho trabajo por hacer", me decía. Se pone una cuerdita en la pierna y va tirando de ella para moverla. Es consciente de que el camino es lento. Pide ayuda para hacer lo que ella no puede. Así que nos tiene a los familiares todo el día haciendo ejercicios para arriba y para abajo con la pierna y el brazo.
Durante estas semanas, la referencia siempre ha sido que estábamos en la lista de espera para el traslado. El personal sanitario habla constantemente de los recortes, de las dificultades que tienen, están cansados, quemados, pero ponen por encima de todo al paciente (creo que la mayoría lo hacen) y son quienes humanizan la atención sanitaria. O la deshumanizan, según quien te toque. La última doctora que ha tenido decidió de repente echarla. En un momento cambió el rumbo de todo. T
Lo que pasa en realidad es que en el hospital público Gregorio Marañón, como tantos otros, como el centro de rehabilitación de Cercedilla, están saturados, colapsados, no dan abasto para atender todas las solicitudes de personas que, como mi abuela, necesitan cobertura y ayuda. Lo que pasa es que, como te cuentan los propios profesionales, hay plantas de los hospitales cerradas enteras. Casi el 20% de las camas de los hospitales públicos no están operativas.
Lo que pasa es que hay una precarización tremenda de las condiciones laborales y el personal sanitario está desbordado. Lo que pasa es que se lleva forzando durante años un 'mal funcionamiento' de la sanidad pública para derivar fondos públicos a empresas de sanidad privadas. Faltan camas, faltan profesionales (ahí le dejo la idea por si quiere aligerar un poco la cifra del paro). El problema, Cristina Cifuentes, no es mi abuela. El problema son los recortes, las medidas políticas que toma el partido que usted representa (cuyas siglas son PP ¿Poder Privatizador?).
Mi abuela mueve ya un poco la pierna paralizada. Poco, pero la mueve. Para ellos, los del criterio médico, no es nada. Para ella es mucho. Lo es psicológica y emocionalmente. Tendría derecho a rendirse y a descansar ya. Pero si quiere intentarlo, el deber de un Estado que se supone que garantiza el derecho de acceso a la sanidad es cubrir todas sus necesidades, darle toda la atención médica, sanitaria, social o psicológica que necesite. Con su pierna, su brazo y su voluntad no se regatea ni se especula. Ni con la de mi abuela ni con la de ninguna persona.
Son muchos los casos de ancianos que tienen que recurrir a centros privados para sus procesos de rehabilitación. Le sorprendería, Cifuentes, la cantidad de ejemplos que conozco en los que han conseguido avances que les negaban en la sanidad pública. Nos hemos tenido que buscar un centro privado, por muchas reclamaciones o denuncias que pongas. ¿Sabe los precios, Cristina Cifuentes? Entre 1.500 y 2.500 euros al mes. ¿Cómo hacemos? ¿Nos lo paga usted? Quizá no lo sabe, las ayudas que se solicitan pueden tardar mínimo medio año, a veces ni llegan y, si llegan, por supuesto no cubren ni la mitad de los gastos.

El caso de Isabel

Le voy a contar también el caso de Isabel, quizá tampoco le interese. A Isabel, después de una negligencia en el Gregorio Marañón, le dijeron en la semana 21 de embarazo que la niña tenía Síndrome de Down y otras anomalías genéticas. "Dije que quería abortar y me dijeron que fuese a una de las clínicas privadas que la Comunidad de Madrid tenía concertadas. En la clínica a la que fui el aborto costaba 1.800 euros (y en algunos casos más de 2.000)". En un momento de tanto dolor y confusión, Isabel siguió el criterio médico, les hizo caso. "Supe luego que en el Marañón se podría haber hecho perfectamente. Si me lo hubiesen hecho allí, me hubiesen quitado el sufrimiento de hacer los trámites para ir a la clínica privada, si el mismo día en el que me dan la noticia, me ingresan, me inducen el parto y ya. Pasé seis días con sus seis noches notando las patadas de la niña sabiendo el final. Fue cruel, mucho".
Ahora, Cristina, le voy a presentar a Lidia. Para que cada vez que a usted o a alguno de sus compañeros de partido se les infle el pecho mintiendo sobre lo bien que funciona la sanidad y la cobertura que le dan a la dependencia, se acuerden de Lidia y de su hijo Yago. Yago tiene ahora siete años, nació prematuro. Tiene el grado de dependencia máxima. Solo los audífonos que usa valen 4.000 euros. Se supone que se subvenciona el 40% cada cinco años. Pero Yago ha necesitado cambiar de audífonos para tener otros mejores adecuados a su desarrollo. ¿Qué cosas, verdad? Como las férulas que usa en sus piernas para caminar. Valen 800 euros. Cada año las cambian por unas nuevas porque el niño crece. No han recibido ni una sola ayuda económica para cubrirlas aún.
Afortunadamente Lidia y su marido tienen trabajo y pueden pagarlo. "Conozco casos en los que los padres solo pueden comprar un audífono, no tienen dinero, dejan sordo al niño del otro oído con lo que eso supone para su estímulo y desarrollo", dice Lidia. Ella ha podido pagar fisioterapia privada y un tratamiento especializado en piscina para completar la insuficiente rehabilitación que le ofrecen en un centro concertado de Atención Temprana, al que les derivaron porque en el centro base público no había plazas.
Cabe recordar algo: que te atiendan en un hospital cuando lo necesitas (y durante el tiempo que haga falta) es un derecho conquistado, no un privilegio ni un regalo. No son las migajas que nos dan si les sobran. He querido contarle historias de mujeres, Cristina Cifuentes, porque son también el eslabón más golpeado cuando la sanidad pública no abarca lo que tiene que abarcar. Porque la mayoría de los cuidados, la mayoría de la carga, la violencia del sistema, recae más en ellas.
¿Y qué podemos hacer? Igual podemos desviar fondos de la caja B de su partido o de las Black o de las cuentas ésas que a ustedes les gustan, las de Suiza, y así tenemos para las rehabilitaciones de todos. Me permito bromear porque ¿sabe?, a pesar de todo, la alegría y la risa no nos las van a poder recortar nunca. Quizá nos vendría bien, puestos a buscar remedios, canonizar la sanidad para hacerla intocable, para que se respete, para que se venere. No sé, así tendríamos Santa Sanidad Pública y ofenderla se convertiría en un delito muy grave de profanación, blasfemia o sacrilegio. Con penas de cárcel para quien la ultraje.
O quizá, simplemente, tenemos que seguir luchando, denunciando, defendiendo un derecho constitucional, un derecho humano frente a las órdenes criminales de quienes viven en burbujas de cristal sin mancharse sus zapatos de cristal, siempre relucientes bajo el flash de turno que saca la foto propagandística de turno en el hospital de turno con las sonrisas electorales de turno, en el encuadre de turno donde, por cierto, no salen nunca las lágrimas de mi abuela, de Isabel o de Lidia.
La entrada Hola Cristina Cifuentes, ¿nos pagas tú la rehabilitación privada de mi abuela? aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 03 Apr 2016 12:59 AM PDT
La ministra de Medio Ambiente en funciones asegura que Europa debe permitir que se pueda cazar la especie en las áreas en las que ahora está prohibido por la ley: "Es lo que corresponde", ha dicho.
Ejemplares del lobo ibérico / Ana Retamero EA.
Raúl Rejón | eldiario.es | 02/04/2016
El Gobierno quiere retirarle la protección al lobo ibérico. La ministra de Medio Ambiente en funciones, Isabel García Tejerina, ha asegurado que pretende que la especie reciba "el mismo tratamiento que se le da al norte del Duero". En ese territorio, el lobo no goza de protección y puede cazarse.
Tejerina aprovechó el auditorio favorable de un feria de productos agrícolas en Zamora para decir el pasado 27 de marzo que esta medida "es lo que corresponde" y que así se pedirá a la Comisión Europea. Porque la única manera de eliminar el estatus de especie protegida al lobo es modificando la directivas europeas que lo blindan.  Un viejo anhelo del Ministerio desde que lo dirigiera el actual comisario europeo Miguel Arias Cañete (PP). Arias Cañete trasladó la misma idea a la Comisión al comenzar la legislatura pasada. Bruselas le demandó algún soporte documental para entrar a evaluar la iniciativa. No lo había. Pero el proyecto no quedó olvidado.
García Tejerina sí ha podido echar mano ahora del último recuento de lobos publicado por su departamento para afirmar que "ha aumentado en población y superficie ocupada" y reactivar el proyecto. El soporte que ha empleado le llegó hace 15 días. Entonces, Medio Ambiente culminó el último Censo de Lobo Ibérico –una herramienta dispuesta en la Estrategia Nacional de Conservación– y, a las dos semanas, la ministra apuesta por abrir la veda.
Se trata de un recuento en el que no aparece el número de ejemplares de lobos que viven en España. Solo recoge las manadas detectadas que, según el documento, han pasado de 250 a 297. Sin abordar cuántos individuos componen los grupos. ElCanis lupus signatus no es una especie con un volumen de decenas de miles de ejemplares inabordable de pormenorizar. Los cálculos estiman que haya un par de miles.
Theo Oberhuber, de Ecologistas en Acción, es muy crítico con el censo: "Parece que se haya hecho para justificar que se permita cazar. Se ha basado más en encuestas que en seguimientos metódicos en el campo". Con todo, el recuento dice que, si bien "se ha constatado la expansión" en zonas como Ávila, Guadalajara o Madrid, también se ha producido una "rarificación demográfica en el noreste". En palabras sencillas: allí la población ha caído.

Incremento de los cupos

Lo cierto es que la existencia o no de datos oficiales (más allá de su fiabilidad) sobre la población tampoco ha parecido importar mucho a la hora de permitir la caza de lobos. La cantidad de ejemplares autorizados para ser cazados ha ido creciendo aun sin la publicación de este censo. Por ejemplo, el Gobierno de Castilla y León ha hecho crecer el cupo de piezas casi un 35% desde 2011. Aquel año hubo permiso para matar 106 lobos en la región. La resolución de agosto de 2015 sumaba 143.
La justificación esgrimida desde Medio Ambiente son los ataques a la ganadería: "Soy muy consciente del daño que causa a la economía de los ganaderos", ha subrayado la ministra García Tejerina. Sin embargo, la organización agraria  UPA-Coag no quiere ni oír hablar de meter al lobo en la lista de especies que pueden cazarse al sur del río. Eso podría dificultar el abono de indemnizaciones por parte de la administración en caso de pérdidas de cabezas. Para la organización sería menoscabar el logro obtenido en los tribunales que "obliga a la Junta de Castilla y León a indemnizar los daños del lobo al sur del Duero sin necesidad de seguro privado".
Fuentes del Ministerio de Medio Ambiente han contestado a eldiario.es que "todavía no se sabe" cómo se materializará técnicamente la solicitud para que la Comisión Europa, en su proceso de revisión de las directivas de protección a la biodiversidad, permita que los lobos sureños españoles sean blanco válido para los rifles.
La entrada El Gobierno pretende quitarle la protección al lobo ibérico aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 02 Apr 2016 12:36 PM PDT
Esta agresión verbal fue protagonizada por Fernando Ortega, el que fuera candidato de C's a la alcaldía de esta localidad toledana, actualmente tránsfuga tras ser expulsado de su partido por aceptar el puesto de concejal de Cultura dentro del equipo de Gobierno del PP.
Fernando Ortega, tránsfuga de C's (izda) y Carlos Velázquez, alcalde de Seseña (dcha)
Adrián López | periodicoclm.es | 01/04/2016
"¿Por qué, habiendo destinado 5.000 euros a esta mierda, estáis mordiendo la mano que os da de comer?". Con estas palabras se ha dirigido Fernando Ortega, el que fuera candidato de C's a la alcaldía de Seseña, actualmente tránsfuga expulsado por su formación después de haber aceptado el puesto de concejal de Cultura dentro del equipo de Gobierno del PP, a las mujeres de un taller de teatro de este municipio toledano.
Concretamente, los hechos acaecieron el pasado 9 de marzo durante una reunión convocada con el fin de aclarar el anuncio de suspensión temporal de esta actividad que había realizado seis días antes el propio Ortega, un encuentro al que asistieron compontes del taller, constituido por mujeres -incluida alguna menor de edad-, y el propio concejal tránsfuga.
Un acto con una finalidad conciliadora que, según han detallado las integrantes del taller, se convirtió, desde su comienzo, en un discurso "absolutamente ofuscado" por parte del edil, dirigiéndose en todo momento a los participantes en un tono "autoritario y absolutamente despectivo".
"Lo tiro abajo y lo monto otra vez"
Sobre cómo se llegó hasta esa desagradable situación, las participantes del taller de teatro aseguran "desconocer las razones", puesto que consideran que las explicaciones del edil fueron "confusas y poco profesionales", pero sobre todo "ajenas al trabajo que se realiza en el taller". "Su actitud era preocupante, sobre todo teniendo en cuenta que es un cargo público", relatan.
En este sentido, las mujeres que desarrollaban esta actividad han asegurado que las formas con las que el concejal se expresaba dejaban entrever claramente que "consideraba el taller como un bien de su absoluta propiedad", dedicando a las personas asistentes un trato que les hizo sentir como "marionetas a su disposición". "Lo tiro abajo y lo monto otra vez", llegó a decir Ortega en el transcurso del encuentro.
"¡Sois todas tontas del culo!"
Pero el punto más tenso de la reunión aún estaba por llegar. Víctima de lo que las mujeres han calificado como "una inexplicable ira", el edil fue elevando su tono de voz, hasta que, finalmente, acabó sentenciando que daba por finalizado el taller de teatro, decisión que tomó en ese preciso momento.
Así pues y ante el estupor general, el concejal abandonó la sala, no sin antes insultar a las integrantes del taller. "¿Por qué, habiendo destinado 5.000 euros a esta mierda, estáis mordiendo la mano que os da de comer?", se preguntó Ortega justo antes de espetarles "¡Sois todas tontas del culo!".
La oposición en bloque pide su dimisión
Por su lado, el PSOE e IU se han unido para pedir al concejal tránsfuga que asuma las responsabilidades de su agresión verbal. Pues bien, además de reprobar su actitud durante un pleno, exigieron su dimisión y pidieron al alcalde, el conservador Carlos Velázquez, que le expulsara de su equipo de Gobierno.
"Carlos Velázquez es responsable directo de las consecuencias del comportamiento deleznable de un concejal que estafó tanto a la población de Seseña como a su propio partido, y que no tiene ningún reparo en mostrar actitudes violentas y machistas", aseguran los portavoces de ambas formaciones.
Foto conjunta entre representantes del PSOE e IU
Ortega pide disculpas a las mujeres del taller
Por otro lado, según publica latribunadetoledo.es, el edil envió el pasado 18 de marzo un email pidiendo disculpas a las participantes del taller. "Lamento profundamente que, en el transcurso de la conversación, se pronunciaran frases desafortunadas. Si el tono de mi intervención resultó ofensivo para alguien pido disculpas, porque nunca fue esa mi intención, aunque de la vehemencia de mis palabras pudiera inferirse», dice Ortega en su mensaje.
Además, el todavía concejal de Cultura añade: "Pido disculpas por algunas frases de mi intervención que fueron a todas luces desafortunadas e improcedentes. Nunca justificaría un insulto, y os aseguro que esa expresión fue fruto del acaloramiento de la conversación, pero en absoluto refleja lo que siento".
Para finalizar, cabe destacar que Izquierda Unida y los socialistas han solicitado conjuntamente la convocatoria de un Pleno Extraordinario que se centre exclusivamente en la expulsión de todos los concejales tránsfugas del equipo de Gobierno del PP, así como la retirada de todas sus competencias y asignaciones.
La entrada Un tránsfuga de C's en Seseña llama "tontas del culo" a las mujeres de un taller de teatro aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 02 Apr 2016 12:27 PM PDT
Dos niñas juegan en el lodo de Idomeni. / MARIOS LOLOS
Katerina Sergidou, periodista, activista e investigadora en la Universidad de Panteon (Atenas) | Diagonal | 02/04/16
El acuerdo entre la UE y Turquía del 19 de marzo sobre refugiados supone un cambio de página para Grecia y para las vidas de los migrantes. Según el acuerdo: "Todos los inmigrantes ilegales que lleguen desde Turquía hacia las islas griegas serán devueltos a Turquía empezando desde el 20 de marzo de 2016". El acuerdo, que confirma a Europa como fortaleza inaccesible, ahoga también las esperanzas de los refugiados para encontrar una vida mejor. Unas esperanzas ahogadas en el lodo de Idomeni, en la frontera norte con Macedonia, al mismo tiempo que la atención de la prensa se centraba en la visita de Angelina Jolie a Grecia. Si las aguas de Egeo y del Mediterráneo son las tumbas marinas para miles de inmigrantes y refugiados, su tormento sigue en los campos de concentración –llamados centros de hospitalidad–, donde los niños nacen en cajas de cartón.
Un día antes del acuerdo, centenares de refugiados intentaron cruzar las fronteras de Macedonia. Haciendo frente a la represión, regresaron a Idomeni con la esperanza de que el acuerdo les permitiera seguir el viaje. Ahora, los 13.000 refugiados de Idomeni no esperan nada. Entre ellos hay 4.000 niños, 30 de ellos no acompañados. Todos residen en condiciones deplorables, queman desechos de plásticos para calentarse.

Protestas diarias

Después del acuerdo, las protestas son diarias en las fronteras y los lugares de concentración. En Idomeni o en el hot spot de la isla de Chios, miles de refugiados demandan condiciones dignas. El 1 de abril, 500 migrantes lograron escapar del campamento de Chios. En el puerto del Pireo, más de 5.000 personas se niegan a entrar en los autobuses que llevan a los refugiados a los lugares de concentración, que ya han pasado a estar bajo control del Ejército. El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha suspendido su acción en las islas denunciando el acuerdo y las detenciones obligatorias de los refugiados que llegan de Turquía. Al mismo tiempo, 150 refugiados denunciaron el 21 de marzo que les llevaron al puerto del Pireo con esposas.
Cuando sea obvio que Grecia no es un país de tránsito, sino un país de reubicación para los refugiados, surgirán nuevas tareas
Según las estimaciones del Gobierno, en el momento actual más de 52,000 refugiados están atrapados en Grecia. Los que han llegado después del 21 de marzo se repatriarán a Turquía aunque sus familias estén aquí. Parece que hasta ahora los refugiados no quieren solicitar asilo. Esto significa que trataran de seguir cueste lo que cueste hacia Italia y el resto de países europeos. No cabe duda de que las redes criminales de tráfico de inmigrantes ilegales y refugiados seguirán creciendo, así como la explotación y la pérdida de miles de vidas, a diferencia de los objetivos declarados por la Unión Europea.
Las imágenes para todos los que estábamos en el Pireo o en Idomeni estas semanas eran emocionantes. Si por un lado los refugiados sufren la desesperación y se encuentran en un impasse, por otro lado la solidaridad del pueblo griego se ha mostrado impresionante. Vivimos un movimiento de solidaridad y apoyo en cada ciudad y remoto lugar de Grecia. En el puerto del Pireo, miles de griegos, a pesar de la retórica racista, no paran de llegar para dejar comida, ropa y medicinas. Médicos, actores o psicólogos ofrecen sus servicios voluntariamente a pesar de los esfuerzos gubernamentales para controlar la solidaridad de estructuras específicas.
El 19 de marzo, dos días antes del Día Internacional contra el Racismo, miles de personas se manifestaron en las grandes ciudades reivindicando la eliminación de las fronteras. Otra de las demandas de los movimientos antirracistas y solidarios es abrir las casas abandonadas en las ciudades para los refugiados. Muchas familias, en respuesta al argumento racista "acogedlos en vuestras casas", decidieron abrir sus viviendas para acomodar a refugiados y niños no acompañados.
Poco a poco, cuando sea obvio que Grecia no es un país de tránsito, sino un país de reubicación para los refugiados, surgirán nuevas tareas. Mantener la solidaridad y confrontar el racismo y la xenofobia. La solución la buscaremos juntos, refugiados y griegos.
La entrada El lodo de Idomeni y la esperanza aparece primero en Iniciativa Debate.
Posted: 02 Apr 2016 11:49 AM PDT
  • La formación del gobierno marcará el futuro inmediato de la Casa Real tras el cambio de monarca en 2014. El escándalo del 'compiyogui' Javier López Madrid pone en cuestión el relato comunicativo en torno a la transparencia de la familia de Felipe VI.
Felipe VI y Leticia Ortiz durante la celebración del 2 de octubre. / JUAN CARLOS ROJAS
Pablo Elorduy | Diagonal | 02/04/16
No es la mejor película de Luis García Berlanga y Rafael Azcona, pero es difícil encontrar un documento más hilarante que muestre cómo se vivió el cambio de régimen en la nobleza española. En Patrimonio Nacional (1981), el marqués de Leguineche, recibía un consejo de otro noble: "La política y la banca, eso sí que son hoy aristocracias". Han pasado 40 años y la constatación sigue funcionando. La vieja corte de pavana y rigodón está enterrada en el cementerio de la historia, no así la corte de políticos y banqueros que anticipaba uno de los nobles de Patrimonio Nacional.
Las dificultades para formar Gobierno, lejos de debilitar a la corona, la han consolidado en su papel consultivo y arbitral reconocido en la Constitución del 78. El tiempo ha corrido a favor de Felipe VI, una figura hasta ahora poco o nada cuestionada en comparación con el castigo mediático del grupo de aspirantes a futuros jefes de Gobierno formado por Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y Albert Rivera. Sólo una parte de la prensa de centroderecha considera un agravio a Mariano Rajoy la decisión de Felipe VI de bloquear el plan inicial de Rajoy: que el rey declarase desierto el encargo de formar Gobierno y que eso precipitase una repetición rápida de las elecciones para que la primavera devolviera al PP el control del Estado que perdió el 20 de diciembre.
El actual presidente facilitó y coordinó la operación de sucesión real. Los escándalos de corrupción y sus resultados el 20 de diciembre le han debilitado de cara a cualquier proceso de reforma constitucional y regeneración. Las llamadas por parte de Albert Rivera a la "secesión" de diputados populares muestra una serie de movimientos en el partido. José Manuel Margallo, ministro de Exteriores, una cartera tradicionalmente bien relacionada con la monarquía, aparece en las quinielas como posible artífice de ese movimiento de tierras en el PP.
Leer: ¿Abdicación? Desgraciadamente, lo han entendido todo
La decisión por parte de la Casa del Rey de postergar el viaje del monarca a Reino Unido y Arabia Saudí por el contexto político muestra el empeño por presentar al rey como artífice de los pactos de Estado, si es que finalmente éstos se producen, y evita, hasta la formación de Gobierno, la polémica foto de Felipe V con Salmán bin Abdulaziz, rey de Arabia Saudí, un reino en el que el respeto a los derechos humanos escasea tanto como los glaciares.
Audiencia de Felipe VI con Mariano Rajoy el pasado 2 de febrero, foto de la Casa Real.
El anuncio por parte de la prensa promonárquica es que el actual rey aguantará antes de formar un Gobierno que puede tener una decisión importante sobre el futuro de su propia institución. El 2 de mayo termina el plazo establecido por el reglamento del Congreso, tras el cual Rajoy y Pedro Sánchez tendrán que afrontar una crisis de partido preelectoral. Los líderes de Ciudadanos, un Rivera fortalecido tras el 20D, y Podemos, a la espera de las reuniones con Pedro Sánchez que marcarán el futuro inmediato del partido morado, ya han presentado su agenda de reformas a Felipe VI.

Reforma o riesgos

El rey actual cuenta con ventajas respecto a sus antecesores, en primer lugar porque no hay otros grupos monárquicos que reclamen derechos sucesorios. El republicanismo es un mar de fondo entre otras cuestiones más acuciantes relativas a la soberanía y la defensa de la II República ya no es un tabú social ni supone una incomodidad para la monarquía actual –aunque se señale la responsabilidad de afines a la Casa Real como Rodolfo Martín Villa–. No hay un sentimiento antimonárquico homogéneo y a las naciones dominantes les sigue siendo indiferente la forma de Gobierno de España, dentro de sus cauces, si no siguen siendo abiertamente promonárquicos, como el caso del Reino Unido.
Recepción de Gerald Ford y Henry Kissinger al rey Juan Carlos en 1976
En este sentido, cabe destacar que la política de Dwight Eisenhower normalizó la relación con el Franquismo, y la hoja de ruta de EE UU incluyó el reconocimiento inmediato de la figura de Juan Carlos I por parte de la administración de Jimmy Carter. Estaba en juego el control de las bases cedidas por Franco a Estados Unidos y la política de exclusión de los partidos comunistas en el sur de Europa.
Al igual que su padre, Felipe VI tiene la capacidad de un lobby por su facilidad para obtener información directa y consultoría constante de las administraciones que a él se deben, el apoyo unánime de los tres ejércitos, a los que representa, y los gestos de complicidad públicos y privados con las ramas más altas del poder económico y los principales medios de comunicación. No obstante, como explica Joan Oliver Araujo en el artículo académico La reforma constitucional de la Corona [PDF], la Constitución del 78 otorga al rey funciones exclusivamente simbólicas, moderadoras y arbitrales.
Las cuestiones en juego son si la dinastía podrá sobrevivir sin una Reforma Constitucional que la modernice y también si sobrevivirá a una Reforma Constitu­cional o a un proceso constituyente
Felipe VI navega, hasta el momento, sobre el cómodo colchón legislativo del régimen del 78, pero sobre el futuro de su reinado pesa la historia: el reino de España no encadena tres reyes desde el siglo XVIII. Por eso, si de perpetuar la dinastía se trata (y de eso se trata), el actual Jefe de Estado debe llevar a cabo bajo su reinado las reformas constitucionales que sean necesarias para la próxima reinvención de la monarquía española.
Las cuestiones en juego son si la dinastía podrá sobrevivir sin una Reforma Constitucional que la modernice, y por cuántos años, y también si sobrevivirá a una Reforma Constitucional o a un proceso constituyente. Una fase en la que se pueda abrir a la ciudadanía y al pueblo un debate actualmente casi inexistente sobre la forma de Gobierno, pero enmarcado en el largo y vigente debate sobre la soberanía en el marco de la Unión Europea y la economía global.
En la actualidad, el Senado y la propia carta constitucional sirven para bloquear de facto cualquier proyecto de cambio de la forma de Estado a través de la ley vigente. Una reforma de ese calado pasaría por una modificación del título preliminar, diversos artículos del Título I y del Título II al completo, casi un cambio de Constitución. Un Everest legislativo en busca de autores.
Leer: ¿Cómo se puede cambiar la Constitución?
No obstante, aunque el panorama dentro de la legislación española proteja el interés de la Casa de Borbón, las transformaciones en Europa son, junto a las demandas de Catalunya y País Vasco, el principal asunto que puede modificar el régimen constitucional actual. La crisis económica, el agotamiento de los recursos y la crisis actual de fronteras en la UE constituyen serias amenazas a un proyecto monárquico que sigue siendo más frágil que las monarquías anglonormandas consolidadas.
Entre las reformas plausibles dentro del Estado monárquico actual, la más conocida y aún pendiente atañe a la ley de Sucesión, artículo 57.1 de la Constitución. Se prevé eliminar la preferencia de los varones sobre las mujeres en la línea de sucesión y que sólo tendría un papel si el rey y la reina tuvieran un hijo varón.
Según Oliver Araujo, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de las Islas Baleares, otras posibles reformas definirían límites a la monarquía que la Constitución del 78 no quiso tocar. Es muy conocida la inviolabilidad del rey, aquel principio que le permitiría cometer un asesinato sin consecuencias penales de gravedad, un asunto que choca frontalmente con la jurisprudencia de la Corte Penal Internacional. También faltan en la actual Constitución garantías sobre el control de gastos o los nombramientos directos por parte de la Casa del Rey y tampoco aparecen las incompatibilidades en el ámbito económico-privado en las que puede incurrir la Casa del Rey.
El equilibrio de partidos en el Congreso y el Senado puede lanzar este proceso de reformas. Con la actual composición de la Cámara baja y la mayoría de los populares en el Senado, cualquiera de estas reformas está postergada sine die.
Alfonso XIII en el exilio.

Las muletas políticas de sus antecesores

El actual rey comparte con Alfonso XIII una característica principal. Ambos han sido los llamados a consolidar su reinado tras la restauración de su casa. En 1874, "el pacificador" Alfonso XII se apoyó para la fontanería política en su padrino, el Duque de Sesto, y posteriormente en el proyecto de Administración de Cánovas del Castillo para consolidar una monarquía que aún era débil a nivel interno tras el sexenio democrático pero que estaba apoyada por otras casas reales europeas.
El corto reinado de Alfonso XII dio lugar a la Constitución de 1876, un texto que establecía la soberanía compartida entre el rey y las Cortes pero arrogaba al rey la capacidad de nombrar gobierno, es decir, facilitaba el paso de un gobierno a otro sin mediar sufragios.
Las aspiraciones soberanistas en País Vasco y Catalunya han tenido un papel fundamental en la historia de la Corona. El fin de la tercera guerra carlista durante el reinado de Alfonso XII trajo consigo un castigo al pueblo vasco –y también a otros territorios sublevados– que, como hoy se sabe, no cerró el conflicto. A su vez, los vínculos de la Corona con la burguesía industrial catalana precedieron el nacimiento del movimiento obrero, las huelgas y conquistas sociales de 1919, y las protestas contra la leva de soldados para salvaguardar los intereses de la oligarquía española en el Rif. Unasemana trágica que aceleró el crecimiento de las organizaciones sindicales y políticas que fueron respondidas con un gobierno militar y la posterior salida de Alfonso XIII.
La pacificación interna sobreviviría unos años al reinado de Alfonso XII, pero las independencias de Cuba y Filipinas en el 98 y el crecimiento del movimiento obrero abrieron una larga crisis que seguiría, tras la regencia de María Cristina de Habsburgo, durante el reinado de Alfonso XIII. La historia de la pérdida de legitimidad del rey "africano" es conocida y se resume en el paso del parlamentarismo maniobrero del Conde de Romanones a la dictadura de Miguel Primo de Rivera.
El desastre de Annual (1921) supuso la gran crisis política del régimen alfonsino. El golpe militar de Miguel Primo de Rivera en 1923 estuvo destinado a impedir el acceso a la opinión pública del Expediente Picasso, que revelaba las raíces podridas de la campaña africana del ejército, así como la responsabilidad real.
La noche de la dictadura franquista terminó con la segunda restauración de los Borbones. A partir de 1975, el período de consolidación de la monarquía de Juan Carlos I, elegido por Franco desde 1948, viviría una fase delicada hasta el golpe del 23F, un golpe que aceleraría el fin de la etapa de Suárez. Posteriormente, la jefatura de Estado se consolidaría a través del surgimiento de una clase media "a la española" durante los años del felipismo.
El corto debate sobre la forma de Estado concluyó el 11 de mayo de 1978 en la cámara de representantes, con el voto afirmativo de todos los partidos políticos, incluido el PCE, a la forma monárquica. Sólo el PSOE se abstuvo simbólicamente en ese punto pero luego votó el texto constitucional íntegro. El voto se planteó con sólo dos opciones:o democracia con rey o el caos.
Conocido chiste de Perich.
Tras la recentralización franquista, el Estado de las autonomías se ha mostrado como una solución transitoria del periodo juancarlista. Junto al peligro rojo encarnado por el PCE antes de su legalización, las comisiones obreras antes de su configuración como sindicato de concertación, y la CNT de los 70, la unidad territorial fue el baremo bajo el que una mayoría de militares franquistas midió al nuevo rey en el postfranquismo.
El famoso discurso del rey Juan Carlos en la noche del golpe del 23F incluía la fórmula "unidad de la patria" para tranquilizar a los altos mandos militares. Sobre el papel del rey y sus relaciones con los generales Alfonso Armada y Milans del Bosch y los servicios de inteligencia hay suficiente documentación como para pasarlo al juicio de la historia.
Con la llegada de Felipe González y con la integración plena en la OTAN llegaría el momento de la reforma del estamento militar, realizada a golpe de talonario por medio del incremento de número de oficiales y de las pensiones de los militares en la reserva, –una de las principales partidas presupuestadas fuera de Defensa– y fundamentalmente mediante el fomento del complejo industrial-militar, especialmente las compañías Navantia, Santa Bárbara o EADS CASA. Eran los años de los asesinatos de militares por parte de ETA y de la puesta en marcha de los GAL y el uso de fondos reservados por parte de altos cargos del Estado.
Leer: Felipe, Felipe, Felipe: un presidente in-ol-vi-da-ble
El papel del rey Juan Carlos en la "guerra sucia" quedó insinuado en la prensa de la época durante una crisis por los papeles del Centro Superior de Información de la Defensa (CESID) que enfrentó a José María Aznar tras su primera victoria electoral con Felipe González, Adolfo Suárez y el propio rey Juan Carlos.
Se discutía con Aznar si el Gobierno entrante podía despublicar los papeles de inteligencia en la época del GAL, del caso KIO y de Filesa. Se decidió que no, se puso como ministro a Eduardo Serra. Ya antes, con Javier Solana, había comenzado una política "atlantización" de los ejércitos que se traduciría en la participación de España en guerras como la de los Balcanes, las dos de Iraq, Mali o Afganistán.
Al contrario que el rey Juan Carlos que, pese a contar con importantes apoyos entre los militares, comenzó su reinado bajo la sombra de un "poder fáctico" que le cuestionaba, Felipe VI ha estrenado mandato con el apoyo rotundo de las fuerzas armadas. Un apoyo que el heredero, aficionado al pilotaje de cazas, se ha preocupado de buscar. Su primer acto tras conocerse su futuro nombramiento fue ir a unas maniobras militares y es sabido que la infanta Leonor recibirá formación castrense para dirigir los tres ejércitos si es proclamada reina.
Así pues, cimentado en el estatus preferencial con que cuentan los ejércitos en el plano presupuestario –en 2016 el gasto militar real es de 24.489,96 millones, cinco veces más de lo presupuestado–, el mando de Felipe VI, simbolizado en la bengala de capitán de los tres ejércitos, es incuestionado… a menos que el contexto sociopolítico pusiese en solfa la "unidad de la patria" –por ejemplo vía referéndum vinculante– y que esto produjese una reacción en el "poder fáctico" militar. Un supuesto que sólo mencionar produce estremecimientos.
La entrada La Corte de Felipe VI: un rey para un país difícil aparece primero en Iniciativa Debate.
You are subscribed to email updates from Iniciativa Debate.
To stop receiving these emails, you may unsubscribe now.
Email delivery powered by Google
Google Inc., 1600 Amphitheatre Parkway, Mountain View, CA 94043, United States

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada